LM celebra una jornada de formación sobre la normativa europea en materia de seguridad

TOLEDO, 2 (EUROPA PRESS)

Una veintena de inspectores de consumo de Castilla-La Mancha han recibido formación específica para controlar que los encendedores que se venden en Castilla-La Mancha cumplen con la normativa europea en materia de seguridad

Los encargados de llevar a cabo la jornada de formación han sido el jefe de área de productos industriales del Instituto Nacional del Consumo, Basilio Vicente, y el jefe de Servicio de Inspección y Ordenación del Instituto de Consumo de Castilla-La Mancha, Estaban Escobar.

Según informó la junta en un comunicado, los ponentes desglosaron la legislación vigente sobre las normas de seguridad que deben cumplir los mecheros que llegan al mercado, así como las posibles sanciones por su incumplimiento.

Los inspectores dependientes del Instituto de Consumo de Castilla-La Mancha reciben formación permanente, y específica, sobre las campañas de control del mercado que se inician en la región. Personal técnico del laboratorio del Centro de Investigación y Control de la Calidad, dependiente del Instituto Nacional del Consumo, junto con los jefes de Servicio del Instituto regional, son los encargados de impartir estas jornadas para afianzar conocimientos y resolver dudas sobre la aplicación de la normativa vigente.

El Instituto de Consumo de Castilla-La Mancha va a iniciar estos días una campaña, junto con el resto de comunidades autónomas, para garantizar que sólo se comercialicen encendedores con dispositivos de seguridad para niños y que se prohíba la venta de "encendedores de fantasía", es decir, aquellos que por su diseño, forma y color pueden inducir a los menores a jugar con ellos, poniendo en riesgo su seguridad.