UGT pide a la patronal que abandone actitudes "rancias" y llama a salir de la crisis "recuperando la ética del trabajo"

La formación aboga por un "camino de unidad" sindical en la apertura del congreso en el que elegirá a su secretario xeral

SANTIAGO DE COMPOSTELA, 28 (EUROPA PRESS)

El secretario xeral de UGT-Galicia, José Antonio Gómez, pidió hoy a los empresarios que reflexionen y "bajen el pistón" y los instó a "abandonar actitudes rancias y de aprovechamiento de recetas ya fracasadas" para salir de la crisis y animó, por la contra, a ver en la recesión una "oportunidad para recuperar la ética del trabajo".

Gómez se pronunció de esta manera en su discurso en la inauguración del X Congreso de UGT-Galicia, que finalizará el sábado y del que saldrán elegidos, además del secretario xeral de la formación para los próximos cuatro años --la única candidatura, por el momento, es la del propio Gómez--, los órganos de dirección y control del sindicato. Al cónclave acudieron 400 delegados y unos 100 invitados.

Así, en su intervención, el actual secretario xeral se refirió a CC.OO. para decir que la "unidad de acción" será la "referencia fundamental" en el próximo mandato y expresó su deseo de que "en este camino de unidad y de colaboración" se encuentren "los compañeros de la CIG". Elogió, asimismo, la relación con las administración gallega en la anterior legislatura, en la que, dijo, se logró en Galicia "un diálogo social sin precedentes" y que fue un periodo de "claro avance social". Hizo hincapié en uno de los acuerdos alcanzados, el Pacto por la Competitividad, e instó al nuevo Gobierno a "seguir desarrollándolo", pues "ahonda en el tan demandado y necesario cambio de modelo productivo". "Es una buena hoja de ruta", aseveró.

Gómez criticó la "rendición del pensamiento económico contemporáneo" a la "falsedad" de que los mecanismos de autorregulación de los mercados "son infalibles" y reprochó el seguimiento de ese "neoliberalismo", que "cargó contra el movimiento sindical". Para salir de la crisis, afirmó, "el diálogo es el mejor instrumento", por lo que pidió el "compromiso" del nuevo Gobierno y de los empresarios.

REFORMAS ESTRUCTURALES

Resumió sus propuestas para las reformas estructurales en la educación "a todos sus niveles y a lo largo de la vida", pues es "el verdadero lecho para la igualdad de oportunidades"; una innovación que "impregne el sistema productivo"; y el "protagonismo de las políticas industriales, energéticas, medioambientales, de infraestructuras y transportes".

Las decisiones "inaplazables" son, a su juicio, dar "liquidez para las empresas y para las familias"; un acuerdo entre administración central, autonómica y local y promotores y constructores para reactivar el sector mediante la vivienda protegida y poniendo en el mercado el stock existente; las ayudas al sector primario; el desarrollo de los servicios públicos; un mayor gasto en educación, sanidad, dependencia y servicios sociales. La "prioridad absoluta tiene que ser la protección social, la protección a los desempleados, sobre todo, a los que agotaron las prestaciones", defendió.

Asimismo, consideró "además de injusto, inmoral" exponer "recortes de los derechos de los trabajadores". "No podemos consentir que se trasladen los efectos de la crisis a aquellos que no la provocaron", afirmó.

INVITADOS

En el acto participaron, además de representantes de UGT de otras comunidades y de Portugal, otros invitados, como la conselleira de Traballo, Beatriz Mato, quien se comprometió a continuar con el diálogo social y a aplicar las normas de forma rigurosa en los expedientes de regulación de empleo (ERE). También tomó la palabra el presidente de la Diputación de A Coruña, Salvador Fernández Moreda, que pidió "trabajo conjunto frente a la crisis".

Por su parte, el secretario xeral del PSdeG, Manuel Vázquez, reafirmó su compromiso con las conclusiones que se extraigan del encuentro y avisó de que no se puede superar la crisis "machacando la educación pública o la sanidad pública ni dejando solos a los trabajadores en dificultades, como los de Caramelo o Pascual".

En el acto de clausura, el próximo sábado, está prevista la intervención del secretario general de UGT, Cándido Méndez, y del presidente de la Xunta, Alberto Núñez Feijóo.