El gobierno estima que las emisiones de CO2 bajaron un 10% en 2008

  • Madrid, 30 mar (EFE).- El Gobierno español estima que el pasado año se produjo una reducción de más del 10 por ciento en las emisiones internas de dióxido de carbono (CO2), según las primeras estimaciones no oficiales.

El gobierno estima que las emisiones de CO2 bajaron un 10% en 2008

El gobierno estima que las emisiones de CO2 bajaron un 10% en 2008

Madrid, 30 mar (EFE).- El Gobierno español estima que el pasado año se produjo una reducción de más del 10 por ciento en las emisiones internas de dióxido de carbono (CO2), según las primeras estimaciones no oficiales.

Así lo explicó hoy la secretaria de Estado de Cambio Climático, Teresa Ribera, en una entrevista con EFE-Dow Jones en la que señaló que "por los datos publicados, las emisiones del sector eléctrico han caído un 17% y las del sector de combustibles y automoción en el entorno del 6%, por lo que prevemos una reducción importante".

Ribera admitió la influencia en estos datos de la caída de actividad por la crisis económica mundial, pero apuntó que también han tenido un peso significativo los cambios estructurales en la generación eléctrica y la toma de conciencia de la opinión pública en ahorro energético.

"La aportación de las energías renovables ha sido muy significativa. Lo demuestra en parte el hecho de que la producción creció más de un 2% en 2008, pero las emisiones de dióxido de carbono van a caer", explicó.

Las energías renovables produjeron el 20% de la electricidad en España en 2007. El pasado febrero, la energía eólica produjo el 16% de la energía eléctrica y el conjunto de las renovables llegó a sumar el 30%.

España supera ya en casi un 53% las emisiones de gases de efecto invernadero con respecto a 1990, año de referencia en el Protocolo de Kioto para la lucha contra el cambio climático. En 2007, las emisiones aumentaron un 2%.

El Protocolo de Kioto establece que España no debe superar dentro de tres años el 15% de las emisiones de 1990.

El Gobierno prevé una reducción del exceso de emisiones hasta el 37% en 2012. El resto se compensará principalmente con compras de derechos de emisión en el exterior.

A pesar de las previsiones optimistas de reducción de emisiones en 2008, el Gobierno español va a mantener este escenario objetivo al menos hasta el primer semestre de 2011 a la espera de datos definitivos, comentó Ribera.

La secretaria de Estado de Cambio Climático, que coordina las políticas de calidad ambiental y prevención de la contaminación, dijo que el objetivo a medio plazo es que el mix energético español se componga de una base de energías renovables complementarias, respaldadas por gas natural y un sistema de provisión más diversificado.

El desarrollo de la energía nuclear no ha formado parte de los planes del Gobierno. "No es una fuente limpia", justifica Ribera, "por la gestión de residuos durante miles de años y los impactos en los sistemas de refrigeración".

El Gobierno prepara ya nuevas normas de lucha contra el cambio climático. El anteproyecto de la nueva Ley de Eficiencia Energética estará listo el próximo verano y el Plan de Energías Renovables 2011-2020 se está negociando con los sectores implicados.

El presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, dijo la semana pasada que de aprobarse un nuevo paquete de estímulo, éste debería ser específico sobre energías limpias y biotecnología.

Sobre este asunto, Ribera aclaró que todavía no hay ninguna propuesta concreta presentada formalmente.