Motorola recicló 2.560 toneladas de aparatos eléctricos en 2008, un 1% más que en 2007

Etiquetas

MADRID, 6 (EUROPA PRESS)

Motorola recicló en 2008 un total de 2.560 toneladas de aparatos eléctricos, un 1 por ciento más que en 2007, mediante sus programas de sustitución de móviles, inciativas dirigidas a sus empleados para aumentar el reciclaje dentro de la empresa y campañas de reciclaje patrocinadas por la compañía en los países en los que opera.

Según afirma la empresa en su Memoria de Responsabilidad Corporativa, diseñar los productos para que sea fácil desmontarlos y reciclarlos es un punto "fundamental" en la estrategia de la compañía, que participa en programas de reciclaje en 70 países de todo el mundo.

Además, el informe recoge el lanzamiento del teléfono Moto W233 Renew, el primer móvil fabricado con plástico reciclado de botellas de agua, y asegura que la empresa ha comenzado a retirar sustancias contaminantes de sus diseños para que los teléfonos que salgan después de 2010 estén libres de este tipo de sustancias.

Motorola, que forma parte, entre otros, de los índices Dow Jones Sustainability y FTSE4Good Index, emitió en 2008 unas 535.377 tonelas de CO2, un 20 por ciento menos que en 2005. La empresa achaca esta reducción a la aplicación de medidas para control el gasto de energía y la utilización de energías renovables.

Alrededor del 15 por ciento de la electricidad utilizada por la compañía proviene de energías renovables, y la meta de Motorola es incrementar este porcentaje hasta el 20 por ciento antes de 2010 y el 30 por ciento para 2020.

El año pasado fue el primer año que Motorola empezó a medir las emisiones producidas por los viajes de sus empleados. En total, sumando los viajes en tren, coche, avión y coches de alquiler, los empleados de Motorola emitieron 136.866 toneladas de CO2, una cifra que la empresa quiere usar como referencia en el futuro para evaluar un futuro plan para minimizar los viajes y reducir estas emisiones.

Por otra parte, en el área social, Motorola y su fundación invirtieron durante 2008 más de 17 millones de euros en programas de desarrollo y educacionales en las comunidades en las que la empresa está establecida, mientras que los empleados de la compañía donaron 3 millones de euros.

Asimismo, durante la tercera edición del 'Global Day of Service', que en 2008 trató sobre sostenibilidad medioambiental, más de 10.000 empleados de 45 países distintos colaboraron en 329 proyectos de voluntariado.