Economía.- Iberdrola tendrá un beneficio en 2009 "en línea" con 2008 e invertirá un mínimo de 4.200 millones

La eléctrica seguirá "saliendo al mercado" para financiar su deuda a largo plazo MADRID, 17 (EUROPA PRESS) Iberdrola obtendrá en 2009 un beneficio "en línea" con el de 2008, e invertirá entre 4.200 millones y 4.600 millones durante el ejercicio, anunció el presidente de la compañía, Ignacio Sánchez Galán, en una conferencia con analistas. La previsión de ganancias para este ejercicio supone mantener el nivel de 2.860 millones de 2008, cuando crecieron un 21,5% con respecto a 2007, mientras que para 2010 el grupo mantiene su previsión de lograr un beneficio que duplique el de 2006 gracias a la consolidación de su actividad internacional. "En el escenario que estamos contemplando vamos a tener un crecimiento importante del Ebitda, y el resultado se mantendrá en línea o ligeramente superior y, por lo tanto, el dividendo también se mantendrá en línea o será ligeramente superior", aseguró. Al ser preguntado sobre si en 2010 se cumplirá la previsión de ganar 3.500 millones, Sánchez Galán explicó que, pese a que "el entorno es distinto" con respecto al momento en el que se hizo el pronóstico, el grupo siempre ha trabajado con variables "conservadoras", de modo que "las expectativas no se alejan de esos números". En cuanto a las inversiones, aseguró que la cifra "mínima" de 4.200 millones podría "incrementarse hasta un 20% a medida que se materializan las autorizaciones regulatorias en Estados Unidos". De cumplirse esta previsión, la partida podría alcanzar los 5.040 millones. "En el escenario de dos años", esto es, entre 2009 y 2010, el grupo podría invertir entre 8.500 y 10.000 millones de euros, estimó el presidente de la eléctrica. Iberdrola prevé llegar en 2010 a 47.000 megavatios (MW) instalados. Para responder a las exigencias financieras, el grupo prevé seguir "saliendo al mercado" y aprovechar las oportunidades que surjan para emitir obligaciones a largo plazo. Galán recordó que las previsiones iniciales de deuda para 2010 se situaban en 32.000 millones, si bien ahora se piensa en una cifra inferior, de 25.000 millones. Junto a esto, Sánchez Galán puso énfasis en el papel de Iberdrola como "empresa tractora" del crecimiento en un momento de crisis. La eléctrica "busca servir de motor de la actividad económica", afirmó el presidente de la compañía.