El consejero de Agricultura entrega 17 nuevos vehículos todo terreno al Cuerpo de Agentes Medioambientales

MURCIA, 27 (EUROPA PRESS)

El consejero de Agricultura y Agua, Antonio Cerdá, entregó hoy al Cuerpo de Agentes Medioambientales, dependientes de la Dirección General de Patrimonio Natural y Biodiversidad, 17 nuevos vehículos todo terreno y dos motos tipo 'trail' para el desempeño de sus funciones, según informaron fuentes del Gobierno regional en una nota de prensa.

Los nuevos vehículos están equipados con sistema cuatro por cuatro y con las últimas tecnologías en seguridad, tales como faros antiniebla, airbag, ABS, control de estabilidad y estructura reforzada. Además, vienen equipados con puente luminoso para casos de emergencias como los incendios forestales.

El Cuerpo de Agentes Medioambientales, que está compuesto por más de 100 funcionarios, tiene entre sus cometidos la custodia de los bienes ambientales de la Región, el apoyo en la gestión de estos bienes, así como la participación y asistencia en emergencias producidas en el medio natural.

En muchas ocasiones, estas funciones se realizan en lugares de difícil acceso y tránsito, lo que hace que tradicionalmente el Cuerpo se haya surtido de vehículos todo terreno adaptados para circular con garantías por todo tipo de terrenos.

El consejero destacó la labor que el colectivo de Agentes Medioambientales realiza diariamente en la protección y conservación del patrimonio natural de la Región, "un esfuerzo poco reconocido y desarrollado muchas veces en un medio duro y hostil".

Los nuevos vehículos irán destinados a cada una de las 16 Comarcas Medioambientales en que se divide la Región, más otro para las Brigadas Especializadas del Cuerpo, lo que supondrá un incremento en la calidad de los servicios que se prestan en el medio natural.

Cerdá entregó también dos nuevas motocicletas tipo 'trail', que suelen ser destinadas a la realización de servicios especiales que requieren una mayor capacidad de penetración en el medio natural, tales como el control de actividades cinegéticas, pruebas deportivas en el medio natural, seguimiento de actividades de uso público y romerías, entre otras.

BRIGADA CANINA

Tras la entrega de vehículos, el consejero presenció una demostración de la nueva Brigada Canina, adscrita a la BRIDA (Brigada de Investigación de Delitos Ambientales), especializada en la detección de cebos envenenados en el medio natural.

Después de seis meses de preparación y adiestramiento, la Brigada Canina ya está operativa para combatir una de las causas de mortalidad de la fauna silvestre: el uso de veneno en el medio natural. Esta es una práctica delictiva tipificada en el Código Penal y representa un riesgo potencial para el medio ambiente, la salud animal e incluso la salud humana.

Estos medios ilegales representan un sistema poco eficaz para el control de predadores y, por el contrario, afectan a un número muy elevado de especies, lo que conlleva su dispersión a través de las cadenas tróficas de la fauna silvestre y puede incluso afectar a la fauna doméstica.

Para luchar contra esta lacra, en 2004 todas las comunidades autónomas firmaron la Estrategia Nacional Contra el Uso Ilegal de Cebos Envenenados en el Medio Natural, que tiene tres grandes objetivos: información y mejora del conocimiento de estas sustancias, la prevención y disuasión del uso inadecuado de las mismas, así como la persecución del delito.

Desde ese año se han detectado en nuestra Región 90 casos positivos de uso de cebos envenenados en el medio natural, que han afectado a especies de fauna murciana tan emblemáticas como águilas perdiceras, águilas reales, búhos reales, buitres leonados, tejones y garduñas.

La Dirección General de Patrimonio Natural y Biodiversidad realiza desde finales de 2008 acciones de localización de cebos en lugares donde se tiene conocimiento o sospecha de esta práctica. Hasta el momento se han detectado dos hallazgos positivos tras los preceptivos análisis.