El Gobierno andaluz urge a firmar el protocolo de cesión de linces a Portugal

  • Sevilla, 19 mar (EFE).- La Junta de Andalucía ha urgido al Gobierno español a que autorice cuanto antes el protocolo de cesión de linces ibéricos a Portugal para agilizar el envío de los primeros ejemplares pues los nuevos partos pueden saturar los tres centros de cría en cautividad existentes en España.

El Gobierno andaluz urge a firmar el protocolo de cesión de linces a Portugal

El Gobierno andaluz urge a firmar el protocolo de cesión de linces a Portugal

Sevilla, 19 mar (EFE).- La Junta de Andalucía ha urgido al Gobierno español a que autorice cuanto antes el protocolo de cesión de linces ibéricos a Portugal para agilizar el envío de los primeros ejemplares pues los nuevos partos pueden saturar los tres centros de cría en cautividad existentes en España.

La directora de Gestión del Medio Natural de la Junta de Andalucía, Marina Martín, ha dicho a Efe que el "adelanto sobre los planes previstos" del programa de cría en cautividad -que anoche sumó los tres primeros cachorros de esta temporada- aconseja que el traslado de ejemplares al centro construido en Silves, en la comarca portuguesa del Algarve, se produzca "como muy tarde antes de este otoño".

El programa de cría en cautividad del lince ibérico, considerado el felino en mayor peligro de extinción del planeta, suma ya unos sesenta ejemplares repartidos entre los centros de El Acebuche (Doñana), La Olivilla (Sierra Morena) y el Zoobotánico de Jerez de la Frontera.

Esta instalaciones, que se encuentran a máxima capacidad, han comenzado a acoger los nuevos partos, lo que aconseja enviar pronto ejemplares a Portugal pues los nuevos cachorros requerirán en meses más espacio para crecer junto a sus madres.

La Consejería andaluza de Medio Ambiente ya ha remitido al Ministerio de Medio Ambiente y Medio Rural y Marino el borrador del protocolo entre "la Consejería de Medio Ambiente de la Junta de Andalucía del Reino de España y el Ministerio de Medio Ambiente y Ordenación del Territorio y Desarrollo Regional de la República Portuguesa", para que lo supervise.

El Gobierno andaluz confía en que los recientes cambios registrados en el organigrama del Ministerio no retrasen la firma de este protocolo, supervisado por el equipo técnico del programa de la Junta para la conservación del lince ibérico.

Dicho equipo, dirigido por Marina Martín, está integrado por el responsable del programa LIFE para este felino, Miguel Ángel Simón; la directora del programa de cría en cautividad, Astrid Vargas, y el científico del CSIC Miguel Delibes.

Los linces que se cederán a Portugal, cuyo número, sexo, características y procedencia se determinará antes, seguirán siendo propiedad de la Junta de Andalucía, que los cederá temporalmente y decidirá el futuro de sus crías, "siempre en beneficio de la mayor riqueza genética y de la mejor coordinación entre las comunidades autónomas españolas y portuguesas que trabajamos para conservar el lince", ha explicado Martín.

El protocolo aboga por la mayor transparencia y colaboración de las autoridades lusas y compromete al gobierno portugués a consolidar, en tres años, una zona apta donde reintroducir linces en libertad.

Las crías que nazcan en el centro de Silves serán propiedad de la Junta de Andalucía, que determinará si se destinarán a centros de cría en cautividad o a reintroducciones, con el criterio de los científicos.

"Estamos en un buen momento para la cesión de ejemplares por el aumento de la población en cautividad y abogamos por la máxima cooperación porque el lince no entiende de fronteras", opina Martín.

Portugal ha aprobado una inversión de diez millones de euros para construir el centro de cría de Silves y acondicionar unas 6.000 hectáreas donde reintroducir linces en el Parque Natural Noudar, en la región meridional del Alentejo.

También está prevista la entrada en funcionamiento en unos años de los centros de cría de Granadilla (Extremadura) y del Parque Nacional de Cabañeros (Castilla-La Mancha) que, junto a los tres de Andalucía y el luso, consolidarán una red que garantizará la reproducción del lince ibérico y su reintroducción en nuevos territorios.