El Plan Especial del Parque del Montseny culmina con un DVD que recoge su cartografía y su legislación

BARCELONA, 5 (EUROPA PRESS)

El Plan Especial de Protección del Parque del Montseny culminó hoy después de su entrada en vigor el 30 de enero, con la presentación en Barcelona de un DVD al que asistieron el conseller de Política Territorial y Obras Públicas, Joaquim Nadal, y los presidentes de la Diputación de Girona, Enric Vilert, y de Barcelona, Antoni Fogué.

"Se trata de un día especialmente feliz porque culmina muchas cosas", señaló Nadal en rueda de prensa Nadal respecto a un plan que supone ampliar el parque en más de 1.500 hectáreas, hasta las 31.102, y substituye el antiguo plan, de 1977.

El DVD contiene la cartografía detallada de toda la zona, además de la legislación aprobada, que regula también aspectos de los 13 municipios de Barcelona y 5 los de Girona que hay dentro de las fronteras del espacio natural. Cerca de 40.000 habitantes residen en ellos.

El DVD supone el punto final a la elaboración del plan, que se inició en 2002 y en el que participaron los municipios implicados, las diputaciones de Barcelona y de Girona, los consejos comarcales de Osona, Vallès Oriental y La Selva, la Generalitat y colectivos y organizaciones vinculadas al parque (vecinos, cazadores, propietarios forestales y entidades culturales, entre otros).

El presidente de la Diputación de Girona, Enric Vilert, se felicitó por la "consolidación de un nuevo modelo de gestión entre diputaciones" y apostó por continuar considerando el Montseny como un "ámbito de promoción turística".

El presidente de la Diputación de Barcelona, Antoni Fogué, explicó que la aprobación del plan supuso un "gran salto adelante" que asegurará un "uso público ciudadano" del parque y una "buena calidad de vida de los residentes".

El nuevo documento pretende buscar el equilibrio entre la conservación del patrimonio natural y cultural del parque con el desarrollo económico sostenible y el uso público ordenado del mismo, y apuesta por la interconexión con otros espacios naturales, como las Guilleries-Savassona, el Montnegre y los ríos Tordera y Congost, definiendo unas áreas de interés adyacentes a los límites del Montseny. Asimismo, se define una red viaria básica y el uso correspondiente de cada una de ellas, además de las dotaciones del parque.

El presupuesto anual destinado a la reserva ascenderá a 4 millones de euros, unos 135 euros por hectárea, cifra que supone el doble de la media española; y va acompañado de un despliegue sobre el territorio de 37 personas. Cerca de 900.000 visitantes acuden anualmente a la zona comprendida en el parque del Montseny, que tiene su punto más alto en el Turo de l'Home, con 1.712 metros de altura.

La aprobación del plan coincide con el 30 aniversario de la declaración del Montseny como Reserva de la Biosfera por parte de la Unesco, y con las ocho décadas del inicio de su protección, lo que lo convirtió en el primer espacio natural catalán que contó con una fórmula jurídica de protección.