Granadilla

SANTA CRUZ DE TENERIFE, 6 (EUROPA PRESS)

La Asociación Tinerfeña de Amigos de la Naturaleza (ATAN), tras conocer el estudio de impacto ambiental del proyecto del Parque 220 KV Arico II y línea eléctrica a 220 Kilowatios Candelaria-Granadilla, ha acusado a la promotora del proyecto, Red Eléctrica, de "repetir la misma historia" en cuanto a la instalación de tendidos eléctricos en la isla y haber elaborado el plan "al margen del preceptivo Plan Insular de Ordenación de Tenerife (PIOT)", sin evaluar más alternativas que la instalación de otro tendido aéreo.

Así lo han hecho constar en sus alegaciones y en una nota la asociación en la que han subrayado que "del análisis del documento, y a pesar de los lamentables antecedentes existentes en relación con la problemática de los tendidos eléctricos en la isla --plagados de falta de planificación, de agresiones al medio ambiente, de salvajadas paisajísticas, -como la línea de 220 KV de Granadilla a Adeje-, de caída de torretas, de ocupación indiscriminada de espacios de alto valor patrimonial" se repite "la misma" historia.

ATAN ha considerado que dicho proyecto se ha elaborado "al margen de la preceptiva planificación territorial", tal y como establece el Plan Insular de Ordenación de Tenerife y en las Directrices de Ordenación. Además, la Junta Directiva ha criticado que no se han evaluado distintas alternativas y sus respectivos impactos -- incluida la opción cero--, sino sólo los aéreos.

"Es decir, de antemano se descarta el soterramiento de la línea, sin dar una sola justificación o motivación para su exclusión como alternativa al trazado aéreo, contraviniendo a su vez tanto el Plan Insular como las Directrices de Ordenación".

La asociación ha elaborado las oportunas alegaciones en la fase de consulta poniendo de manifiesto la vulneración tanto del Plan Insular de Ordenación de Tenerife, como de las Directrices de Ordenación de Canarias y de la propia normativa de evaluación de impacto ambiental, "la cual exige, como contenido mínimo, evaluar todas las alternativas posibles y no sólo aquellas que más convienen a los intereses particulares, especialmente de coste económico, de la entidad mercantil promotora", concluyó ATAN.