Un programa ambientalista espera liberar 200 lapas rojas en 2 años en Costa Rica

  • San José, 23 mar (EFE).- Un programa ambientalista que se desarrolla en Costa Rica espera liberar al menos 200 lapas rojas nacidas en cautiverio en los próximos dos años para que se reintroduzcan en su hábitat original.

Un programa ambientalista espera liberar 200 lapas rojas en 2 años en Costa Rica

Un programa ambientalista espera liberar 200 lapas rojas en 2 años en Costa Rica

San José, 23 mar (EFE).- Un programa ambientalista que se desarrolla en Costa Rica espera liberar al menos 200 lapas rojas nacidas en cautiverio en los próximos dos años para que se reintroduzcan en su hábitat original.

El presidente de la Asociación Pro Conservación de la Lapa Roja (Asoprolapa), Enrique Boza, explicó hoy a Efe que el proyecto incluye además una "vigilancia de las lapas liberadas para ver si se adaptan en sus áreas de destino y a la alimentación".

Fruto de este proyecto, el pasado sábado se liberaron en Tambor de Puntarenas (Pacífico Central) un total de 30 lapas, 15 parejas, pues esta ave es monógama.

Este programa, que nació hace 13 años, hizo una primera liberación de lapas en 2007, cuando volaron fuera de sus jaulas cinco parejas que, actualmente, viven cerca de la zona donde nacieron.

"Algunas de estas lapas llevan un microchip incorporado en el abdomen", que "sirve para controlarlas, seguir su peso, su estado y comprobar que se adaptan a su nuevo ambiente sin que nada les sienta mal", detalló Boza.

El director de Asoprolapa dijo que las lapas nacieron en cautiverio y han pasado un proceso de adaptación, por lo que pueden ser liberadas.

Boza aseguró que de momento este proyecto "está siendo todo un éxito porque de la primera tanda de lapas liberadas tan solo se han extraviado dos".

Asoprolapa espera poder liberar en 2010 a cien lapas más de una sola vez, aunque Boza reconoció "que no es fácil porque se tiene que comprobar que todas las lapas se adaptarán bien".

Aunque se desconoce el número de lapas que hay en Costa Rica, los expertos consideran que es una especie amenazada "porque están perseguidas por el ser humano".