Alborch confía en que el fondo municipal del Consell sea "más fiable" que las facturas de los trajes de Camps

VALENCIA, 16 (EUROPA PRESS)

La portavoz socialista en el Ayuntamiento de Valencia, Carmen Alborch, confió hoy en que, "por el bien de los valencianos y las valencianas", el fondo de la Generalitat para los municipios sea "más fiable que las facturas de los trajes del presidente de la Generalitat, Francisco Camps, o el contrato de las regatas de la alcaldesa de Valencia, Rita Barberá", según informaron fuentes de esta formación en un comunicado.

Carmen Alborch se refirió en estos términos en relación a la reunión que mantuvo ayer el presidente de la Generalitat con los alcaldes de Castellón, Valencia y Alicante para analizar las inversiones que recibirán las tres capitales dentro del Plan Confianza.

La representante socialista reclamó al Partido Popular que los proyectos que se financien con cargo al nuevo fondo, del que Camps, advirtió, "aún no ha aclarado su origen, sirvan para mejorar la ciudad y generar nuevos empleos, tal como ya lo ha está haciendo el Fondo Estatal de Inversión Local --puesto en marcha por el Gobierno central--".

De hecho, según recordó, los 141 millones del Fondo Estatal de Inversión Local para el Empleo correspondientes a Valencia supondrán la ejecución de 158 actuaciones de mejora urbana y la creación de 7.244 puestos de trabajo directos, lo que supone un incremento del 127 por ciento sobre los 3.190 previstos. "Si a estas cifras se añaden los empleos indirectos asociados a las obras, que el Gobierno ha calculado en torno el 40 por ciento del total, los trabajadores beneficiarios del conocido como Fondo Zapatero serán más de 9.600", recalcó.

Asimismo, Alborch pidió a la alcaldesa de Valencia que "cuando proclamen las bondades de determinados proyectos financiados con el Fondo del Gobierno no excluyan interesadamente la paternidad de éste como ha sucedido hasta ahora. Al menos, en la misma medida que asocian obras futuribles al Consell".

"CONSENSUAR"

La portavoz socialista se ofreció a Barberá para "consensuar" los proyectos a financiar con cargo al fondo de la Generalitat, "en caso de que se materialice", precisó. En este sentido, deseó que los proyectos se pudieran ejecutar "en la medida de lo anunciado" e insistió en su "disposición a consensuar proyectos". "Tienen nuestra mano tendida", declaró.

En relación a los proyectos ya anunciados por la alcaldesa, Alborch mostró su "satisfacción" por que el Ayuntamiento vaya a destinar parte del fondo a la rehabilitación de Russafa y Ciutat Vella, "olvidados por el Partido Popular desde su llegada al gobierno municipal", recriminó.

Asimismo, se mostró "esperanzada" en que la construcción de los polideportivos de Malilla y Nou Moles, reivindicaciones históricas de los vecinos, no sean "una vez más anuncios incumplidos como ha sucedido hasta ahora", criticó.

Por último, lamentó la intención del equipo de gobierno de utilizar el dinero procedente del supuesto fondo autonómico para consumar la destrucción del barrio del Cabanyal, y propuso al consistorio emplear el dinero para rehabilitar el barrio y recuperar su espacio público sin destruirlo.