Habrá elecciones el 8 de junio en Gran Bretaña: 522 votos a favor y 13 en contra


  • "Pediré a los británicos el mandato para completar el proceso de salida y que tenga éxito", ha afirmado la líder conservadora, que según Bruselas, gana legitimidad para negociar. 

  • El Parlamento británico ha aprobado la celebración de elecciones anticipadas el próximo 8 de junio con 522 votos a favor frente a 13.

Theresa May

Theresa May

El Parlamento británico ha aprobado la celebración de elecciones anticipadas el próximo 8 de junio con 522 votos a favor frente a 13. La primera ministraTheresa Mayanunció en una comparecencia sorpresa la intención de convocar nuevos comicios. May, que siempre había apostado por lo contrario en sus comparecencias y entrevistas, tomaba esta decisión solo nueve meses después de haber recibido el cargo, tras la dimisión del David Cameron. Su justificación: la necesidad de tener unidad ante el Brexit.

La cita electoral coincide con el principio de las negociaciones para la salida de Reino Unido de la UE, previstas en el mismo mes, según la hoja de ruta con la que se debería llegar a tener un acuerdo en otoño de 2018.

Durante la sesión de voto sobre la moción presentada por el Gobierno, May ha reafirmado su intención de llevar a cabo el proceso de salida de Reino Unido del club comunitario. Durante el debate en la Cámara de los Comunes, May ha reiterado que el voto servirá para reforzar al gobierno contra las críticas que buscan obstaculizar el Brexit.

"Pediré a los británicos el mandato para completar el proceso de salida y que tenga éxito", ha afirmado la líder conservadora. Las elecciones, que han sido consideradas por Bruselas como un golpe de mano interno, podrían garantizar a May la legitimidad democrática de la que ahora carece al no haber ganado las elecciones.

Los conservadores tienen una mayoría de 17 escaños en el Parlamento, y la primera ministra podría salir fortalecida si obtuviera un resultado mejor del obtenido por la formación en 2015. El líder de la oposición, el laborista Jeremy Crobyn, ha aprovechado la sesión para acusar a los conservadores de no haber cumplido con las promesas hechas en materia de educación, salud y economía durante siete años de Gobierno. Según las encuestas, los conservadores ganarían las elecciones con una diferencia de 20 puntos con respecto a los laboristas, que también han sufrido una guerra interna que podría resucitar si los resultados confirman las encuestas. 

"Saludamos la convocatoria de elecciones, pero ésta es una primera ministra que dijo que no las habría convocadas, es una primera ministra en quien no se puede confiar", ha afirmado Corbyn durante un duro roma y daca con May a quién acusó además de "huir" de los debates televisivos, en los que ella se niega a participar. Por su parte, la primera ministra ha calificado a Corbyn de "incapacitado" para dirigir a Reino Unido.