Estados Unidos califica de "lamentable" el juicio en Birmania contra la líder opositora Aung San Suu Kyi

Estados Unidos califica de "lamentable" el juicio en Birmania contra la líder opositora Aung San Suu Kyi

Estados Unidos califica de "lamentable" el juicio en Birmania contra la líder opositora Aung San Suu Kyi

WASHINGTON, 21 (Retuers/EP)

El juicio que se está celebrando en Birmania contra la líder opositora birmana Aung San Suu Kyi es vergonzoso, denunció ayer la secretaria de Estado norteamericana, Hillary Clinton, quien agregó que las elecciones previstas para 2010 serán ilegítimas por el trato tan nocivo contra la líder opositora.

"Es lamentable lo que le están haciendo y el hecho de que continúen reteniéndola debido a su popularidad política", precisó Clinton en referencia a Suu Kyi, que ayer estuvo presente en la primera sesión del juicio que se sigue en su contra por presunta violación del arresto domiciliario.

La líder opositora, que se enfrenta a una pena máxima de cinco años de cárcel si es declarada culpable, está sufriendo la represión de la Junta Militar birmana que pretende eliminar la oposición politica de cara a los comicios que se celebrarán el año que viene, según denunció la jefa de la Diplomacia estadounidense, quien precisó que "dichas elecciones serán ilegítimas desde el comienzo por el modo en el que le están tratando".

"Nuestra esperanza es que este juicio carente de base termine con su pronta liberación (...) y finalmente con un regreso a alguna participación política de ella y su partido", agregó Clinton.

En una extraña concesión por parte del Gobierno de Birmania, tras días de indignación internacional por el trato hacia Suu Kyi, se permitió que cerca de 30 diplomáticos y 10 periodistas birmanos asistieran a la audiencia de 45 minutos en la Prisión Central Insein, en Rangún.

A pesar de haber pasado más de 13 de los últimos 19 años bajo alguna forma de arresto, ésta es la primera vez que Suu Kyi se enfrenta a la corte especial que ha jugado un papel clave en la represión de los generales durante años en la ex Birmania.