Francia, "profundamente preocupada" por la situación, pide una reunión urgente del Consejo de Seguridad

PARÍS, 22 (EUROPA PRESS)

El Gobierno francés expresó hoy su "profunda preocupación" por la situación humanitaria en Sri Lanka y criticó a los rebeldes Tigres de Liberación de la Tierra Tamil (LTTE) por no permitir que los civiles atrapados en la pequeña zona bajo su control la abandonen, reclamando una reunión urgente del Consejo de Seguridad de la ONU.

En un comunicado conjunto del titular de Exteriores, Bernard Kouchner, y de la secretaria de Estado para los Derechos Humanos, Rama Yade, ambos dicen estar "profundamente preocupados por la situación humanitaria en Sri Lanka y el destino dramático de decenas de miles de civiles que han quedado rehenes de los combates".

En opinión de los dos responsables galos, "la negativa del LTTE a que la población civil pueda huir de la zona es inaceptable y viola el Derecho Internacional Humanitario". Según el Gobierno de Sri Lanka, más de 95.000 civiles han huido desde el lunes de la pequeña franja de tierra en la que el Ejército ceilandés ha arrinconado a los últimos rebeldes tamiles.

Asimismo, recordaron al Gobierno ceilandés que tiene la "responsabilidad de hacer todo lo posible para permitir el envío de ayuda humanitaria y la acogida de población civil en los lugares de tránsito y los campos de refugiados". Según Kouchner y Yade, "el acceso sin trabas de la población civil a la ayuda humanitaria es crucial".

Así las cosas, los dos responsables franceses expresaron su deseo de que "hoy se celebre una reunión del Consejo de Seguridad y sirva de ocasión para recordar la necesidad absoluta de proteger a la población civil y permitir su evacuación". Por último, indican que el Gobierno francés ha decidido "aumentar su apoyo a las ONG que trabajan en Sri Lanka" y "examina con sus principales socios la forma de reforzar su actuación".