La gobernadora de Zacatecas dice que la fuga pudo realizarse con ayuda de las autoridades penitenciarias

ZACATECAS (México), 17 (EUROPA PRESS)

La gobernadora del estado de Zacatecas, Amalia García Medina, confirmó hoy que un grupo armado liberó de la cárcel de Cieneguillas a 53 presos vinculados al cártel del Golfo y existen indicios de que la fuga contara con la complicidad de las autoridades penitenciarias, según informa la edición digital del diario 'El Universal'.

En nombre del Consejo Estatal de Seguridad Pública (CESP), la mandataria leyó un comunicado que revela que, de acuerdo a las primeras investigaciones y después de revisar los vídeos obtenidos de las cámaras de seguridad, instaladas tanto en el exterior como en el interior del Centro de Readaptación Social, "existen indicios de que los guardias y autoridades del penal hubieran actuado en complicidad con el grupo delictivo".

Por tanto, para el CESP "queda claro que fue un operativo perfectamente planeado y que contó con la compra de voluntades, ya que esta acción solo duró cinco minutos y no hubo un solo disparo".

También informa de que los 40 guardias que se encontraban en servicio, los dos comandantes que estaban a cargo y el director del centro, se encuentran detenidos para garantizar que "no tengan comunicación ni entre ellos ni con el exterior".

El objetivo, se menciona, es investigar y conocer los detalles de la fuga y su probable participación en los sucesos, en los que diez vehículos de los que bajaron 20 sujetos que entraron en el centro penitenciario de Cieneguillas.

La gobernadora también informó de que están en coordinación con los gobiernos y Consejos de Seguridad de los estados vecinos, así como con el Procurador General de la República, y espera que hoy mismo llegue a Zacatecas un grupo especial de la Subprocuraduría de Investigación Especializada en Delincuencia Organizada (SIEDO) para fortalecer las investigaciones del caso y las acciones de persecución que están realizando las diferentes corporaciones policiales.