La ministra brasileña de la Presidencia se someterá a un tratamiento contra el cáncer

  • Río de Janeiro, 25 abr (EFE).- La ministra brasileña de la Presidencia, Dilma Rousseff, a la que el presidente Luiz Inácio Lula da Silva defiende como su sucesora en la jefatura del Estado, anunció hoy que se someterá a un tratamiento de quimioterapia luego de que le fuera extraído un tumor maligno.

La ministra brasileña de la Presidencia se someterá a un tratamiento contra el cáncer

La ministra brasileña de la Presidencia se someterá a un tratamiento contra el cáncer

Río de Janeiro, 25 abr (EFE).- La ministra brasileña de la Presidencia, Dilma Rousseff, a la que el presidente Luiz Inácio Lula da Silva defiende como su sucesora en la jefatura del Estado, anunció hoy que se someterá a un tratamiento de quimioterapia luego de que le fuera extraído un tumor maligno.

Rousseff, en una inesperada rueda de prensa que concedió este sábado en el Hospital Sirio Libanés de la ciudad de Sao Paulo al lado de sus médicos, dijo que hace pocas semanas sus doctores le extrajeron un linfoma, que es un tumor cancerígeno en los ganglios linfáticos, cuya existencia desconocía.

La ministra agregó que los exámenes no detectaron ningún otro foco de cáncer en su organismo y que se someterá a quimioterapia como "tratamiento complementario" durante unos cuatro meses para garantizar las mayores posibilidades de cura de la enfermedad.

Rousseff agregó que, pese a la agresividad del tratamiento, sus médicos le garantizaron que podrá continuar con su rutina habitual y que no necesitará alterar su agenda.

La ministra, que no respondió a ninguna de las preguntas sobre su posible candidatura presidencial en las elecciones de 2010, aseguró que mantendrá todas sus actividades programadas.

"No respondo a ese asunto ni amarrada", afirmó la ministra al ser interrogada sobre sus aspiraciones electorales.

Pese a que la candidatura no ha sido oficialmente lanzada, ya es dada como un hecho por Lula y por varios líderes de los partidos oficialistas, principalmente del socialista Partido de los Trabajadores (PT), que la tratan como precandidata.

El jefe de Estado ha defendido la candidatura de Rousseff como su preferida a sucederlo en diferentes actos públicos, entrevistas y hasta en eventos en el exterior.

Rousseff, correligionaria de Lula en el PT, afirmó que hace veinte días se sometió a una serie de exámenes de rutina en los que fue constatada la existencia de un ganglio en su axila izquierda de dos centímetros que le fue extraído, y que la biopsia demostró posteriormente ser maligno.

"Los médicos me dijeron que las consecuencias no son muy problemáticas y que puedo continuar con mi ritmo de trabajo. Mi actividad como ministra la mantendré al mismo ritmo. No hay ninguna incompatibilidad. El tratamiento no me impide realizar mis actividades", insistió.

La oncóloga Yana Novis, responsable por el tratamiento, aseguró que, como el diagnóstico de la enfermedad fue realizado precozmente, el tratamiento complementario podrá garantizar las mayores posibilidades de cura de la enfermedad.

"Las perspectivas del tratamientos son las mejores posibles. En el actual estado, las posibilidades de cura son muy grandes", dijo.