La oposición venezolana demuestra su fuerza en Caracas


  • Una marea multicolor da un baño de masas al opositor Henrique Capriles a una semana de las elecciones.

  • El baile de encuestas tan pronto le da como vencedor como le pone por detrás de Chávez.

Henrique Capriles en San Cristóbal

Henrique Capriles en San Cristóbal lainformacion.com

Henrique Capriles en Caracas

Henrique Capriles en Caracas lainformacion.com

Henrique Capriles pronuncia un discurso en Caracas

Henrique Capriles pronuncia un discurso en Caracas lainformacion.com

Capriles en Caracas

Capriles en Caracas lainformacion.com

Capriles saluda en Caracas

Capriles saluda en Caracas lainformacion.com

Discurso electoral de Capriles en Caracas

Discurso electoral de Capriles en Caracas lainformacion.com

Campaña de Capriles en Caracas

Campaña de Capriles en Caracas lainformacion.com

  • ESPECIAL: Todo sobre las elecciones de Venezuela 2012,AQUÍ.

Parecía una marea multicolor. Cientos de miles de seguidores de Henrique Capriles Radonski se congregaron desde la mañana del domingo en la avenida Bolívar en el centro de Caracas. La coalición opositora demostró su músculo en la capital venezolana a una semana de la elección presidencial del próximo 7 de octubre.

La marcha partió temprano desde distintos puntos de la capital venezolana hasta concentrarse en la importante avenida, referencia para medir la popularidad de cualquiera que pretenda optar por la presidencia.

Capriles ha cumplido con el objetivo que en anteriores campañas era impensable para la oposición: colmó de simpatizantes la emblemática vía. La avenida Bolívar se había convertido en estos últimos años en un lugar utilizado para eventos que congregaban a los seguidores del presidente Hugo Chávez. Un enorme espacio que demostraba ante el país el poder de convocatoria del chavismo. Ayer la oposición se atrevió a participar en el pulso.

La demostración de apoyo de los presentes fue diversa. "Se ve, se siente, Capriles presidente" se leía en alguna pancarta; en otras se repetía una y otra vez el eslogan "Hay un camino". Un grupo optó por llevar un maniquí con el rostro del pretendiente, vestido con la banda presidencial. Muchos más lucieron la gorra de béisbol que Capriles ha popularizado durante estás semanas.

El aspirante a la presidencia del país suramericano se ha definido como un "instrumento del cambio" ante una enérgica multitud que esperó bajo el sol para escuchar al ex gobernador del estado Miranda.

Hizo mención de su adversario en la contienda. Aseguró que Hugo Chávez "defraudó" a los venezolanos durante sus casi 14 años como presidente del país, enumeró una serie de promesas incumplidas por la gestión del actual gobierno y se presentó como "una opción que viene a decirles que los problemas sí tienen solución".

También dijo que el socialismo del siglo XXI "se agotó" y con una copia del programa de gobierno de su rival invitó a los presentes a analizarlo "punto por punto". "No tiene nada que ver con la solución de los problemas".

"Mereces vivir tranquilo" se leía en una enorme pantalla que servía de fondo al candidato cuando habló del tema de la inseguridad, uno de los males que más afecta a la sociedad venezolana. "¿Quién nos defiende de la violencia?", preguntó ante la masa.

Ataviado con una camisa con los colores de la bandera venezolana Capriles pidió a los presentes "transformar la energía en votos". El optimismo se apoderó de los presentes. Para Rafael, un joven estudiante universitario, la cantidad de gente era "impresionante". "Nunca había visto algo así".

"Es un buen termómetro. Ahora hay que esperar y ver el tamaño de la concentración de Chávez en los próximos días. Estamos alegres, esperanzados", añadió.

Chávez, por su parte, estuvo en Cabimas, al occidente del país. Ante una multitud declaró que es "imposible que gane la burguesía" en las elecciones del próximo domingo e invitó a sus partidarios a defender la revolución "voto a voto".

"Estamos listos para enfrentarlos y garantizar que se respete la decisión del pueblo", aseguró el mandatario venezolano que tiene previsto cerrar su campaña en Caracas el próximo 4 de octubre. "Caracas se va a desbordar", dijo en referencia a lo que ha denominado "la gran ofensiva final" que pretende abarrotar la avenida Bolívar y otras seis vías más.

  • ESPECIAL: Todo sobre las elecciones de Venezuela 2012,AQUÍ.