La ultraderecha en Italia: postfascistas y socios ‘ultra’


Italia es un país en el que los ultraderechistas y los postfascistas gobiernan, junto al centro derecha, en una gran coalición. Y eso pese a los escándalos, las polémicas y a haber perdido peso de forma progresiva. Nada puede ser sencillo en un país que ha conocido siete presidentes diferentes en apenas 15 años, ni siquiera la lógica electoral.

El miembro más radical  de esta suma es la polémica Liga Norte, una formación abiertamente ultraderechista, de corte xenófobo y que hace pocos años pedía la segregación del norte del país (la zona industrial, la más rica y donde tienen su bastión electoral).

Se trata de un partido que, con el 9,5% de los votos, ha conseguido ocho escaños en el Parlamento Europeo tras las elecciones recientemente celebradas, lo cual plasma que sigue su tendencia descendente: ha pasado de los 117 asientos conseguidos en 1994 en el Parlamento italiano (cuando fueron los socios de Berlusconi, al que abandonaron dos años después) a los 60 actuales, menos de un 10% de los 630 asientos totales.

Por su parte, la Alianza Nacional de Gianfranco Fini, llamado a sustituir a ‘Il Cavaliere’ cuando se canse de gobernar (lleva casi diez años en cuatro gobiernos diferentes), ha pasado de sumar 109 asientos en la Cámara de Diputados de 1994 a los 60 de las elecciones de 2006, antes de fusionarse con el nuevo partido de Berlusconi.

Así, el Gobierno de Italia está en manos de tres líderes (Berlusconi, Fini y Bossi) que están detrás de frases como “Tendríamos que tener tantos soldados como mujeres bellas” (el primero, ahora salpicado por el escándalo de las fotos), “Mussolini ha sido el más grande estadista del siglo” (el segundo) o “Es muy difícil distinguir entre inmigrantes y terroristas” (el tercero).

Temas relacionados:

Países:Alemania | Austria | Bélgica | Francia | Holanda | Italia | Israel | Reino Unido | Suiza