Los colonos judíos rechazan la petición de Obama de detener la construcción de asentamientos en Cisjordania

JERUSALÉN, 19 (Reuters/EP)

Los líderes de los asentamientos judíos en Cisjordania rechazaron hoy la petición realizada ayer por el presidente estadounidense, Barack Obama, para que se dejen de construir colonias en el territorio palestino, y afirmaron que primero los palestinos "deben dejar el terrorismo".

El presidente del Consejo Yesha, que engloba a los asentamientos cisjordanos, aseguró que cree que el apoyo político interno permitirá que los colonos continúen viviendo en Cisjordania.

"El electorado israelí estableció una clara línea para este Gobierno (...) tenemos un fuerte apoyo en la Knesset (el Parlamento) y lo que escuchamos entre los políticos realmente nos anima ya que si (el primer ministro Benjamin) Netanyahu (detiene la construcción de asentamientos) la Knesset permanecerá a nuestro lado", indicó Dayan.

Netanyahu se reunió con Obama ayer en la Casa Blanca, tras lo que el mandatario estadounidense recordó a Israel su compromiso, establecido en la Hoja de Ruta acordada en 2003, de detener la construcción de asentamientos en Cisjordania.

"Las palabras de Obama fueron de hecho incorrectas", comentó el líder colono, el cual recordó que los palestinos tampoco han abandonado el terrorismo. Cerca de medio millón de judíos viven en los más de 100 asentamientos que Israel ha construido en los territorios ocupados, donde residen unos tres millones de palestinos.

El columnista israelí Nahum Barnea publicó por su parte en el diario local 'Yedioth Ahronoth' que Netanyahu podría argumentar que carece de poder suficiente para detener la construcción de colonias, ya que no puede comprometer los compromisos alcanzados con sus socios de coalición, la mayoría de los cuales son de extrema derecha. "Continuaremos chocando con la Administración (estadounidense) en el tema de los asentamientos", afirmó.

"Todas las administraciones han estado descontentas con Israel acerca de este asunto, pero la Administración Obama difiere de las anteriores sólo en que ve el tema cono un problema real", indica el en texto. "El único argumento de Netanyahu en contra es que si congela (la construcción) perderá el poder", añadió.

Por otro lado, Pinhas Wallerstein, otro líder colono, indicó que aunque Israel debe escuchar los deseos estadounidenses, también debe considerar las necesidades de los asentamientos. Una disputa con Estados Unidos sería mala para Israel, "pero tendrán que considerar también los deseos israelíes", aseguró en declaraciones a la emisora Army Radio.

Aun así, otro la líder Nadia Mattar advirtió de que los colonos nunca accederán a un congelamiento de la construcción. "Nadie puede detener a las personas que viven en su tierra.. Esta es nuestra tierra. Nadie va a decirnos que no vivamos aquí", proclamó desde la colonia de Efrat. "Nadie va a decirnos que no sigamos expandiéndonos", agregó.