Singh promete reactivar el crecimiento económico y extender los beneficios

NUEVA DELHI, 19 (Reuters/EP)

El primer ministro electo de India, Manmohan Singh, prometió hoy reactivar el crecimiento y extender los beneficios de la expansión económica que ha llevado a su coalición a ganar de forma abrumadora en las recientes elecciones generales.

Singh, de 76 años, que fue elegido formalmente por los diputados de su partido, el Congreso Nacional Indio (CNI), como su líder parlamentario, dijo que su coalición impulsará reformas en los sectores de la agricultura y la industria, así como en la economía en general, para extender dichos beneficios a los 1.100 millones de indios.

"Hay una cierta ralentización de la inversión y de la generación de empleo. Tenemos que reactivar el crecimiento y hacerlo incluso más inclusivo", dijo Singh durante su discurso de aceptación ante los miembros del Parlamento.

Dos poderosos partidos regionales del Norte de India manifestaron su apoyo a la coalición liderada por el CNI, reforzando la estabilidad del nuevo Gobierno. Los líderes de los partidos Bahujan Samaj y Samajwadi, dos grandes grupos con presencia en el estado más poblado de India, Uttar Pradesh, dijeron que han escrito a la presidenta india, Pratibha Patil, para dar su apoyo a la coalición.

Ambos partidos suman 44 diputados en el Parlamento, mientras la coalición de Singh consiguió 262 escaños en la Cámara de 545 miembros, quedándose a sólo 10 escaños de la mayoría.

Singh prosiguió destacando la importancia de que el crecimiento siga siendo elevado para hacerlo más inclusivo y, según dijo, eso requerirá hacer nuevas inversiones y una mejor gestión de las finanzas públicas.

"Los cinco años frente a nosotros bien podrían ser una media década decisiva. Si podemos mantener las tasas de crecimiento de los últimos cinco años, podemos reducir la pobreza, crear nuevos empleo, acelerar el desarrollo agrícola y la industrialización y transformar las vidas de nuestra gente", declaró.

Según las estimaciones, el crecimiento de la tercera economía de Asia sufrirá una ralentización, pasando este año fiscal a un 6%, la menor tasa de crecimiento de los últimos siete años, desde un 7% en 2008/2009 y desde más de un 9% en años anteriores. Además, ya se ha registrado la pérdida de millones de empleos.