Andaluces y compañeros alaban a Castilla del Pino y le despedirán en Córdoba

  • Madrid, 15 may (EFE).- La Junta de Andalucía, sus compañeros de la Real Academia de la Lengua (RAE) y expertos médicos han elogiado la aportación al humanismo y la psiquiatría del académico Carlos Castilla del Pino, fallecido hoy a los 86 años en Córdoba, ciudad de la que era hijo predilecto y en la que recibirá su último adiós mañana.

Madrid, 15 may (EFE).- La Junta de Andalucía, sus compañeros de la Real Academia de la Lengua (RAE) y expertos médicos han elogiado la aportación al humanismo y la psiquiatría del académico Carlos Castilla del Pino, fallecido hoy a los 86 años en Córdoba, ciudad de la que era hijo predilecto y en la que recibirá su último adiós mañana.

Su localidad natal, San Roque (Cádiz), ha decretado tres días de luto por la muerte de su ensayista más universal, al que rendirá un homenaje el próximo 21 de mayo con motivo del 303 aniversario de la ciudad.

Pero será en Córdoba donde el inquilino del sillón "Q" de la RAE reciba su último adiós, en un acto laico abierto a familiares, amigos, alumnos y a todos los que quieran acercarse para despedir a Castilla del Pino, autor de numerosos ensayos e investigaciones relacionados con la neuropsiquiatría.

Desde la Junta de Andalucía su presidente, José Antonio Griñán, ha afirmado padecer un "enorme sentimiento de orfandad" por la "irreparable pérdida" de este "investigador del alma humana y magnífico escritor" de cuyo legado, ha dicho, los andaluces están "orgullosos".

Rosa Aguilar, consejera de Obras Públicas y Transportes, ha destacado a Castilla del Pino por ser un hombre "adelantado a los tiempos" que ha marcado una etapa "en la historia de Córdoba".

El sucesor de Aguilar al frente de la alcaldía cordobesa, Andrés Ocaña, ha subrayado el compromiso con la democracia y con la convivencia del académico, "uno de los hijos más ilustres" de esta ciudad andaluza, a la que ha dado "prestigio" con sus trabajos.

Sin embargo, la presidenta de la Comisión de Igualdad del Congreso, Carmen Calvo, ha indicado que Córdoba no siempre se portó con Castilla del Pino "como debiera", ya que era una persona muy reconocida por su obra y su firmes convicciones pero la sociedad y la universidad cordobesa "no siempre consideró en su justa magnitud".

Otros miembros de la Junta andaluza también se han sumado al pésame de esta comunidad por la muerte del ensayista.

Así, la consejera de Cultura, Rosa Torres, ha hecho hincapié en la labor de "un gran humanista" y psiquiatra de la "nueva Andalucía", mientras que la de Salud, María Jesús Montero, ha elogiado la tarea de Castilla del Pino por su trayectoria profesional en favor de la sanidad pública.

Fue el pasado jueves cuando Castilla del Pino "acudió a despedirse" a la RAE sabiendo "que le quedaba poco tiempo", ha indicado su director, Víctor García de la Concha, quien ha destacado la figura "descollante" de su compañero, tanto como médico y escritor como por su preparación humanística.

Otro de sus compañeros, el psicólogo José Luis Pinillos, ha precisado que Castilla del Pino jugó un papel esencial en la transición porque "entró en la conciencia de la gente para explicarles lo que estaba ocurriendo".

El catedrático de psiquiatría de la Universidad del País Vasco, José Guimón, ha resaltado la aportación del escritor como "maestro de una generación de psiquiatras muy numerosa e importante en España porque tenía como motivo vital la enseñanza de la psiquiatría".

Por su parte, el catedrático de Psiquiatría de la Universidad Autónoma de Barcelona (UAB) y director del Instituto de Atención Psiquiátrica del Hospital del Mar, Antoni Bulbena, ha calificado a su colega de "fomentador de conocimientos", que "aglutinaba todo aquello que significa ser un maestro".

Y es que la labor realizada durante su vida profesional ha dejado una honda huella entre sus colegas ya que, entre otras cuestiones, fue "pionero" al introducir en España temas como el feminismo, el psicoanálisis o el marxismo aplicados a una perspectiva sociológica, según ha explicado el psiquiatra y secretario de la fundación Carlos Castilla del Pino, José María Valls.

También ha valorado su aportación el presidente del Colegio de Médicos de Córdoba, cuya muerte "van a sentir muchos médicos y profesionales de la psiquiatría, que han bebido de esa fuente única e irrepetible".