BME aprueba un dividendo de 82,13 millones y congela el sueldo del presidente

  • Madrid, 29 abr (EFE).- La junta de accionistas de Bolsas y Mercados Españoles (BME) aprobó hoy el reparto de un dividendo complementario de 82,13 millones de euros así como la congelación, por segundo año consecutivo, de la retribución fija del presidente de la entidad, que queda así fijada en 715.854 euros.

Madrid, 29 abr (EFE).- La junta de accionistas de Bolsas y Mercados Españoles (BME) aprobó hoy el reparto de un dividendo complementario de 82,13 millones de euros así como la congelación, por segundo año consecutivo, de la retribución fija del presidente de la entidad, que queda así fijada en 715.854 euros.

De este modo, la retribución al accionista, que se realizará mediante dos pagos a cuenta y uno complementario, mantiene la cuantía de 2007 y se eleva a 164 millones de euros.

En su intervención ante la junta, el presidente de BME, Antonio Zoido, señaló que el 'pay-out' (porcentaje de beneficios que se destina a dividendos) se eleva hasta el 86 por ciento, lo que sitúa este ratio entre los más altos del sector y el segundo más alto entre las empresas que cotizan en España.

En cuanto a la política de retribuciones, al importe fijo del sueldo del presidente se añade una cantidad variable en función del grado de cumplimiento del presupuesto de la sociedad

Además de congelar el salario del presidente, la junta aprobó las cuentas de la entidad de 2008 y mantener en 30.000 euros la retribución de los consejeros de la entidad.

El órgano societario del "holding" que agrupa las bolsas españolas acordó también la reelección como consejeros de Tomás Muniesa, Antonio Zoido, Joan Hortalá y Ramiro Mato, además de la renovación del acuerdo con la consultora Deloitte por un año.

Durante la junta, Antonio Zoido se refirió a los resultados trimestrales de la sociedad, que ganó entre enero y marzo 33,5 millones de euros, el 39,5 por ciento menos que en el mismo periodo de 2008, y recordó que este resultado compite con el mejor trimestre de la historia de la compañía.

Entre enero y marzo de 2008 ganó 55,4 millones de euros, el 10,6 por ciento más que un año antes, en lo que fue el mejor resultado trimestral de su historia.

Zoido señaló que la crisis ha alcanzado "una dimensión desconocida" en lo relativo a la riqueza financiera, al endeudamiento de estados, empresas y familias y al correcto funcionamiento de los mercados.

No obstante, se mostró convencido de que la recuperación de los precios de la renta variable desde los niveles mínimos actuales será fundamental en la recuperación de la economía.

En este sentido, el presidente de BME explicó que en marzo el PER -"Price Earning Ratio" (relación entre el beneficio por acción y la cotización de la compañía que refleja los años en que se tarda en recuperar la inversión) de las cotizadas españolas era de 7,3 veces, frente al 16 de los últimos veinte años.

También señaló que el modelo de negocio de BME ha ayudado a suavizar las consecuencias de la crisis derivadas de la caída del volumen de negociaciones bursátiles.

A este respecto, el director financiero de BME, Javier Hernani, se refirió al control de los gastos, que en los últimos cinco años la tasa anual de crecimiento ha sido del 2,7 por ciento, frente al 15 por ciento de media de los ingresos.