Disparidad de criterios en las CCAA en la aplicación de las ayudas directas

  • Madrid, 18 may (EFE).- Las Autonomías han aplicado criterios dispares en su participación en las ayudas directas a la compra de automóviles, una "acción descoordinada" que, según el sector, puede incidir en disfunciones en el mercado automovilístico español, además de confundir a los usuarios.

Madrid, 18 may (EFE).- Las Autonomías han aplicado criterios dispares en su participación en las ayudas directas a la compra de automóviles, una "acción descoordinada" que, según el sector, puede incidir en disfunciones en el mercado automovilístico español, además de confundir a los usuarios.

Las distintas asociaciones automovilísticas habían pedido a las Administraciones Públicas la máxima coordinación en la aplicación de estas ayudas para evitar esos efectos, pero el desacuerdo ya detectado el pasado jueves en la reunión del ministro de Industria, Miguel Sebastián, con los consejeros del ramo para coordinar estas ayudas se corroboró este fin de semana.

El presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, propuso en el reciente debate sobre el estado de la nación unas ayudas directas a la compra de automóviles para estimular su demanda por un montante de 2.000 euros a repartir entre los 1.000 euros que aportarían las marcas automovilísticas, los 500 que podría el Gobierno y los otros 500 por cuenta de las autonomías.

Esta formulación de las ayudas chocaba con las iniciativas que ya habían puesto en marcha unilateralmente comunidades como Navarra, Valencia y Murcia, aunque esta última centrada únicamente en vehículos comerciales.

El mismo jueves, tras la reunión, Aragón, Asturias y Cantabria se alinearon con la propuesta de Sebastián y, posteriormente, se unieron Extremadura, Castilla y León, Castilla-La Mancha, Andalucía, y el País Vasco

También, el mismo jueves, Madrid y Cataluña, que juntas engloban casi la mitad del mercado automovilístico español, con una cuota del 47% en las matriculaciones de turismos, rechazaban esa aportación de 500 euros.

La primera exponía que seguía adelante con su propuesta de reducir un 20% el Impuesto de Matriculación, mientras que la segunda eludía un compromiso que no estuviera ligado a la Ley de Financiación Autonómica.

A día de hoy, fecha en la que han entrado en vigor las ayudas directas por importe de 1.500 euros (la aportación de las marcas y del Gobierno Central), el posicionamiento de las comunidades autónomas al respecto es el siguiente:

CCAA TIPO DE AYUDA

--------------------------------------

Andalucía 500 €

Aragón 500 €

Asturias 500 €

Baleares En estudio

Canarias En estudio

Cantabria 500 €

Castilla y León 500 €

Castilla-La Mancha 500 €

Cataluña En estudio

Comunidad Valenciana Plan Propio hasta 2.500 € (2.000 € usados)

Extremadura 500 €

Galicia Plan Propio entre 700 y 1.500 €

La Rioja En estudio

Madrid Plan Propio (20% de descuento en I.M.)

Murcia En estudio

Navarra Plan Propio entre 1.200 y 2.200 €

País Vasco 500 €

Con excepción de Cataluña y Baleares, todas las comunidades gobernadas por el PSOE se han sumado a las ayudas de 500 euros, por lo que sus ciudadanos recibirán el importe completo de 2.000 euros.

Por contra, las comunidades con gobierno del PP, con excepción de Castilla y León, apuestan por sus planes propios, que pueden superar a los del Gobierno, o no han tomado una decisión al respecto.

A las iniciativas administrativas se ha unido las promociones de las propias marcas automovilísticas y, en este sentido, Ford fue pionera con una oferta a añadir a la ayuda administrativas entre 2.000 y 6.000 euros, según tipo de modelo.

A la marca del óvalo se sumó Renault con otra oferta entre 2.000 y 6.500 euros; Citroen, entre 2.000 y 6.400 euros, y Peugeot pasa de los 4.000 en una iniciativa que denomina Plan 4.000E.