EEUU extradita a Alemania un presunto guardia nazi

CLEVELAND, EEUU (Reuters) - El supuesto guarda de un campo de concentración nazi John Demjanjuk fue deportado el lunes desde Estados Unidos y embarcó en un avión hacia Alemania, donde será juzgado por la muerte de 29.000 judíos.

Un avión alquilado que trasladaba a Demjanjuk, de 89 años y nacido en Ucrania, despegó del aeropuerto de Burke, en Cleveland, a las 19:13 hora local (01:13 del martes, hora peninsular española) en dirección a Múnich.

Para el hombre al que en su día se acusó erróneamente de ser el sádico guardia de un campo de concentración apodado "Iván el terrible", se trata quizás del último capítulo en un caso de 70 años de historia que ha pasado por tres continentes.

Un funcionario del aeropuerto indicó que Demjanjuk no mostraba señales de estar afectado y no dijo nada mientras se le subía al avión y se le sentaba en una silla de transporte médico.

Rodeado por cámaras de televisión, el hombre había sido recogido por una ambulancia en su casa cerca de Cleveland y conducido hasta una oficina de inmigración en el centro de la ciudad.

Demjanjuk, considerado por el Centro Simon Wiesenthal como el primero de los criminales de guerra nazis más buscados, recibió la semana pasada una notificación de que iba a ser deportado. Ya se había intentando aplicar esta medida el pasado 14 de abril, pero el acusado fue devuelto a su casa un día después tras una intervención judicial.

Sin embargo, esa misma semana el Tribunal Supremo de Estados Unidos se negó a restablecer un aplazamiento que evitaba la deportación.

"Lamento que haya llevado tanto tiempo", comentó a Reuters Avner Shalev, presidente del memorial del Holocausto Yad Vashem en Jerusalén. "Al menos tenemos un poco de justicia en lo que refiere a Demjanjuk. Esperemos que tenga un juicio justo en Alemania. Simboliza que el mundo aún es consciente", precisó.

Demjanjuk tiene problemas de columna, fallo renal, anemia, está muy débil y necesita ayuda para ponerse de pie o moverse, según los documentos del tribunal.

No obstante, los cazadores de nazis del Gobierno estadounidense presentaron un vídeo ante la corte que pretende mostrar a Demjanjuk caminando por su propia cuenta.

Su hijo John Demjanjuk Jr. dijo a Reuters en un correo electrónico que se llevarían adelante apelaciones legales a largo plazo en Estados Unidos, incluso aunque su padre no se encuentre en el país.

"Dado el historial de este caso y que no hay pruebas de que haya hecho daño nunca a una persona, ni mucho menos asesinado a nadie en ningún sitio, esto es inhumano", dijo. "Esta es una venganza bajo el nombre falso de la justicia con la esperanza de que de algún modo, Alemania purgue las culpas de su pasado", sostuvo.

El juicio se celebrará en Múnich, donde la fiscalía le ha acusado de ser cómplice en las matanzas durante 1943 en el campo de concentración de Sobibor, una zona de Polonia que entonces estaba ocupada por la Alemania nazi.

Israel le condenó a muerte en 1988, acusándole de ser el sádico guardia "Iván el Terrible", en Treblinka, donde murieron 870.000 personas. El tribunal supremo israelí decidió más tarde que no era "Iván", pero las autoridades estadounidenses le despojaron de su ciudadanía, alegando que había trabajado en otros tres campos y ocultado esa información al entrar en EEUU en 1852.