El CNA no logra los dos tercios en las elecciones sudafricanas

PRETORIA (Reuters) - El Congreso Nacional Africano (CNA) no alcanzará los dos tercios de los votos que necesita para asegurarse una mayoría parlamentaria que le permita realizar grandes cambios sin oposición, según mostraban el sábado los resultados de la elecciones en Sudáfrica.

El margen que permitiría al CNA cambiar la Constitución es simbólico, pero los mercados financieros - que temen un cambio de política hacia la izquierda bajo la presidencia de Jacob Zuma, líder de CNA - podrían recibir bien una reducción del poder del partido.

A falta únicamente del recuento en un distrito tras los comicios del miércoles, tiene poco más de un 66 por ciento. El partido necesita un 66,7 por ciento para asegurarse los dos tercios de los escaños en el Parlamento, pero eso parece estar ya fuera de su alcance.

Se espera que las autoridades electorales completen el recuento el sábado y anuncien formalmente el resultado. La participación superó el 77 por ciento, algo más que hace cuatro años.

Aunque un partido de disidentes del CNA formado recientemente no ha tenido un gran impacto, el CNA verá caer su apoyo electoral por primera vez desde que llegó al poder tras el fin del apartheid en 1994. En los últimos comicios, en 2004, logró cerca de un 70 por ciento de los votos.

Además ha perdido el control de la provincia de Cabo Occidental, centro del sector turístico, frente a la opositora Alianza Democrática, liderada por Helen Zille, una mujer blanca.

Pero el CNA celebró la que sigue siendo una abrumadora victoria bajo el liderazgo de Zuma, quien hace sólo tres semanas logró que los tribunales descartaran una acusación de corrupción en su contra, que según sus partidarios tenía motivaciones políticas.

El reconocimiento que tiene el partido por haber puesto fin al poder de la minoría blanca es para muchos votantes más importante que su dudosa gestión en la lucha contra la pobreza, la delincuencia y el sida.

"El CNA ha recibido un mandato claro y rotundo", dijo el alto cargo del partido Matthews Phosa ante miles de partidarios que festejaban el triunfo en Johannesburgo.

El rival que más se le acercó fue la Alianza Democrática con poco más de un 16,5 por ciento. El Congreso Popular (COPE), formado por políticos que abandonaron el CNA, logró apenas un 7,4 por ciento.

Los simpatizantes de AD celebraron el triunfo en Cabo Occidental, una provincia en la que los mestizos superan a los negros.