El crudo de Texas sube el 3,88% y cierra a 51,55 dólares el barril

  • Nueva York, 24 abr (EFE).- El barril de crudo de Texas se encareció hoy un 3,88% y finalizó a 51,55 dólares, en paralelo a la sólida corriente alcista que predominaba en el mercado bursátil y al debilitamiento del dólar ante el euro y otras divisas.

Nueva York, 24 abr (EFE).- El barril de crudo de Texas se encareció hoy un 3,88% y finalizó a 51,55 dólares, en paralelo a la sólida corriente alcista que predominaba en el mercado bursátil y al debilitamiento del dólar ante el euro y otras divisas.

Al concluir la sesión en la Bolsa Mercantil de Nueva York (Nymex), los contratos de Petróleo Intermedio de Texas (WTI) para entrega en junio sumaron 1,93 dólares y terminaron en el nivel más alto en dos semanas.

Los contratos de gasolina y de gasóleo de calefacción para entrega en mayo añadieron cinco centavos al precio anterior y terminaron a 1,44 dólares y 1,36 dólares el galón (3,78 litros), respectivamente.

En cambio, los contratos de gas natural para ese mes recortaron 11 centavos al precio anterior y finalizaron la semana a 3,29 dólares por mil pies cúbicos.

El precio del petróleo WTI siguió un día más la trayectoria de la bolsa de Wall Street, que este viernes mostró una clara tendencia al alza desde el inicio de la jornada, debido a algunos datos empresariales y económicos algo más positivos de lo que se esperaba.

Los ascensos bursátiles suelen alentar expectativas acerca de una mejoría de la economía y, en consecuencia, también de un aumento en la demanda de crudo y de combustibles en Estados Unidos, reiteraron los expertos.

La subida del barril de crudo coincidió con un mayor debilitamiento del dólar, lo que tiende a animar la inversión en materias primas que, como en el caso del petróleo y del oro, se negocian en dólares en los mercados internacionales.

Por un euro se pagaban este viernes 1,3244 dólares, comparado con los 1,3139 dólares del día anterior.

El crudo de Texas ha registrado aumentos en su precio durante cuatro sesiones consecutivas, a pesar incluso de constatar el mercado que las reservas en EE.UU. siguen aumentando y que la demanda de combustibles se mantiene por debajo de los niveles del pasado año.

El Departamento de Energía (DOE) informó el miércoles de que las reservas de crudo subieron en 3,9 millones de barriles la pasada semana, más de lo que se preveía, y se elevó el total a 370,6 millones.

Ese volumen supera en un 17,2 por ciento a lo acumulado en 2008 en la misma época y no se registraba desde hace casi dos décadas.

En cuanto al volumen de productos sacados al mercado estadounidense en las últimas cuatro semanas, algo que los operadores toman como una referencia del nivel de demanda, fue de una media de 18,5 millones de barriles diarios, un 6,5 por ciento menor que hace un año.

La demanda específica de gasolina en ese periodo se situó en una media de 9,1 millones de barriles diarios, un 0,4 por ciento menos que en 2008, y la de destilados, incluido el gasóleo de calefacción y el diesel, fue de 3,7 millones de barriles diarios, un 9,4 por inferior a la del pasado año.