El número de casos notificados de sida bajó un 16 por ciento en el último año

  • Madrid, 18 may (EFE).- El Registro Nacional de Casos de Sida ha recogido un total de 1.283 nuevos casos diagnosticados en nuestro país durante el pasado año, lo que supone un descenso del 16 por ciento en el número de casos notificados con respecto al año anterior.

El número de casos notificados de sida bajó un 16 por ciento en el último año

El número de casos notificados de sida bajó un 16 por ciento en el último año

Madrid, 18 may (EFE).- El Registro Nacional de Casos de Sida ha recogido un total de 1.283 nuevos casos diagnosticados en nuestro país durante el pasado año, lo que supone un descenso del 16 por ciento en el número de casos notificados con respecto al año anterior.

Los datos aportados por el Registro Nacional de Casos de Sida y dados a conocer hoy por el Ministerio de Sanidad y Política Social a través de un comunicado, han corroborado la tendencia a la baja que se viene experimentando en España desde mediados de los 90 en el total de nuevos casos.

También se ha observado un predominio de la transmisión por vía sexual, ya sea por relaciones heterosexuales u homosexuales, que en conjunto supone un 50 por ciento de los nuevos casos.

En lo que respecta a los datos por sexo y edad, el 77,4 por ciento de los nuevos casos corresponde a hombres y la edad media al diagnóstico se sitúa en los 41 años.

Con respecto a 2007, el año pasado se evidenció un descenso del 17,1 por ciento en el número de casos entre los hombres y del 11,6 por ciento entre las mujeres.

Los casos de sida notificados en 2008 han supuesto un descenso del 80 por ciento respecto a los declarados en 1996. A pesar de ello, España sigue siendo uno de los países con mayor incidencia de sida en Europa occidental.

Los casos notificados en el grupo de usuarios o ex usuarios de drogas por vía parenteral (UDVP) disminuyen un 22 por ciento, manteniéndose la tendencia descendente iniciada años atrás.

Bajan también los casos atribuidos a relaciones sexuales no protegidas, más de un 22 por ciento en su conjunto (8,9 por ciento en la transmisión heterosexual y 13,4 por ciento en las relaciones sexuales entre hombres).

Las personas de otros países no han sido determinantes en el origen de la epidemia en España, ni en su expansión, pero representan ya una parte sustancial de la misma.

La inmigración en España ha pasado de ser un fenómeno temporal y escaso a convertirse en un fenómeno continuo y con tendencia creciente, que consolida a nuestro país como destino de muchos inmigrantes. A 1 de enero de 2008, este grupo de población representaba el 11,33 por ciento del total, según datos del Instituto Nacional de Estadística (INE).

Para mantener la tendencia y mejorar la situación en las áreas más desprotegidas, la Secretaría del Plan Nacional sobre el Sida recomienda reforzar las medidas de prevención, especialmente dirigidas al uso del preservativo, y potenciar las intervenciones destinadas a promover la prueba del VIH, el consejo y el diagnóstico precoz de la infección en personas que hayan tenido prácticas de riesgo.

Desde el inicio de la epidemia en España se han notificado 77.231 casos de sida.