Ericsson baja su beneficio un 30% por el descenso de inversiones de teleoperadores

  • Copenhague, 29 abr (EFE).- El fabricante de equipos de telecomunicaciones sueco Ericsson redujo su beneficio neto un 30 por ciento en el primer trimestre hasta 1.800 millones de coronas suecas (168 millones de euros) por el descenso en las inversiones de las operadoras de telefonía móvil a causa de la crisis.

Ericsson baja su beneficio un 30% por el descenso de inversiones de teleoperadores

Ericsson baja su beneficio un 30% por el descenso de inversiones de teleoperadores

Copenhague, 29 abr (EFE).- El fabricante de equipos de telecomunicaciones sueco Ericsson redujo su beneficio neto un 30 por ciento en el primer trimestre hasta 1.800 millones de coronas suecas (168 millones de euros) por el descenso en las inversiones de las operadoras de telefonía móvil a causa de la crisis.

El balance se vio afectado negativamente por el resultado negativo de Sony Ericsson, participada al 50 por ciento por Sony y por Ericsson, que perdió 293 millones de euros en el primer trimestre, informó hoy la compañía sueca desde Estocolmo.

La ganancia bruta fue de 3.300 millones de coronas suecas (308 millones de euros), un 25 por ciento menos que en el mismo período del año anterior.

El beneficio operativo aumentó un 40 por ciento hasta los 4.700 millones de coronas suecas (939 millones de euros).

La facturación fue de 49.600 millones de coronas suecas (4.632 millones de euros), por los efectos positivos del bajo curso de la coronas sueca, lo que representa un aumento del 12 por ciento.

El director ejecutivo de Ericsson, Carl-Henric Svanberg, destacó en un comunicado el aumento de las ventas en China, India y Estados Unidos.

Svanberg señaló también que los efectos de la coyuntura económica negativa en el mercado mundial de redes de móviles era "limitado" por el momento.

Los gastos de reestructuración de la compañía en el primer parcial del año ascendieron a 700 millones de coronas suecas (65 millones de euros).

El plan para reducir costes anuales por valor de 10.000 millones de coronas suecas (934 millones de euros) a partir de la segunda mitad de 2010 va según lo previsto, según Svanberg.

A pesar de que el resultado de Ericsson fue mejor de lo esperado por los analistas, sus acciones habían bajado un 5,7 por ciento en la bolsa de Estocolmo a las 10.45 hora local (8.45 GMT).