GM cerrará 1.100 concesionarios en Estados Unidos en los próximos meses

  • Washington, 15 may (EFE).- General Motors (GM) dijo hoy que cerrará 1.100 concesionarios en EE.UU. en los próximos meses, de un total de 5.969, por sus pobres resultados económicos y como parte del plan para reducir su red de distribución un 40 por ciento para finales del 2010.

Washington, 15 may (EFE).- General Motors (GM) dijo hoy que cerrará 1.100 concesionarios en EE.UU. en los próximos meses, de un total de 5.969, por sus pobres resultados económicos y como parte del plan para reducir su red de distribución un 40 por ciento para finales del 2010.

La empresa dijo que el planeado cierre de 1.100 concesionarios en los próximos meses es una medida independiente de si el fabricante se declara en quiebra o no y admitió que los afectados pueden recurrir judicialmente la decisión.

El vicepresidente de GM para Ventas en Norteamérica, Mark LaNeve, dijo hoy durante una rueda de prensa que la medida de eliminar los 1.100 concesionarios antes de octubre de 2010 es "difícil", pero dijo que en muchos casos esos establecimientos habrían tenido que cerrar de todas formas.

Según LaNeve en muchos casos los concesionarios afectados, que empezaron a recibir hoy notificaciones de GM, venden una media de 35 vehículos al año y que otros aunque venden más unidades su rendimiento está muy por debajo de otros situados en las mismas áreas.

"Son concesionarios que están perdiendo dinero y que de todas formas estaban en riesgo de tener que cerrar", afirmó LaNeve quien añadió que la decisión es independiente de que GM se tenga que declara en quiebra a partir del 1 de junio.

LaNeve reconoció que los concesionarios pueden recurrir la decisión de GM ante los tribunales pero dijo que el fabricante quiere ayudar a los propietarios de los establecimientos afectados.

El directivo también dijo que además de los 1.100 concesionarios a los que se les ha comunicado que GM no renovará sus contratos, el fabricante cuenta con la desaparición de los 470 concesionarios de las marcas Saturn, Saab y Hummer y otros 800 que decidirán cerrar sus puertas de forma voluntaria.

GM tiene en la actualidad una red de 5.969 concesionarios.

La empresa está en el proceso de desprenderse de cuatro marcas (Pontiac, Saturn, Saab y Hummer) y su objetivo es que a finales del 2010 en EE.UU. sólo funcionen 3.600 concesionarios de las marcas restantes (Chevrolet, Cadillac, Buick y GMC).

LaNeve dijo que el 90 por ciento de los concesionarios restantes, "recibirán una oferta para seguir con GM", pero que se les exigirá en algunos casos que aumenten su rendimiento o mejoren sus instalaciones.

"Esos concesionarios tendrán una gran oportunidad de recuperar sus inversiones bajo la nueva GM", dijo LaNeve.

El directivo repitió en varias ocasiones durante la rueda de prensa que GM quiere una "transición ordenada" y que la comunicación enviada ayer a los concesionarios no es una notificación de terminación del contrato sino un aviso "de que su concesionario no será parte de GM".

LaNeve dijo que la diferencia entre la decisión de Chrysler de eliminar 789 concesionarios es que en el caso de GM, los vehículos en el inventario de los distribuidores tendrán que ser devueltos al fabricante si no son vendidos.

La empresa calcula que los 1.100 concesionarios acumulan unos 65.000 vehículos por lo que la devolución de automóviles supondría una onerosa carga económica para GM.