La OMS garantiza que comer carne de cerdo no expone al consumidor a la gripe A

  • Ginebra, 3 may (EFE).- La Organización Mundial de la Salud (OMS) negó enfáticamente hoy que comer carne de cerdo ponga a los consumidores en riesgo de contraer la gripe A, luego de confirmarse que un granjero, que contrajo la enfermedad en México, la transmitió a un grupo de cerdos de la granja en la que trabaja en Canadá.

Ginebra, 3 may (EFE).- La Organización Mundial de la Salud (OMS) negó enfáticamente hoy que comer carne de cerdo ponga a los consumidores en riesgo de contraer la gripe A, luego de confirmarse que un granjero, que contrajo la enfermedad en México, la transmitió a un grupo de cerdos de la granja en la que trabaja en Canadá.

El experto de la OMS en Seguridad Alimentaria, Peter Ben Embarek, aseguró que los virus de la gripe tienen la característica común de tener muy poca resistencia al calor, por lo que aún suponiendo que un animal hubiese sido infectado, el proceso de cocción eliminaría cualquier peligro.

En cuanto a los productos derivados del cerdo, como los jamones y otros, explicó que su prolongado proceso de producción dejaría inactivo el virus gripal, que además "no sobrevive mucho tiempo".

Ben Embarek dijo que para los científicos no es sorprendente que una persona haya transmitido el virus de la nueva gripe a los cerdos y que, de hecho, estaban prácticamente convencidos de que esto ocurriría en algún momento.

Precisó que el granjero contagió al 10 por ciento de los cerdos de la granja, pero que la enfermedad "no parece muy grave" y evoluciona dentro de los parámetros esperados.

Aseguró que aparte del trabajador infectado no se ha notificado de otras personas de su entorno que hayan podido contagiarse de la gripe A, mientras que tampoco hay indicios de que la enfermedad haya aparecido entre cerdos de otras explotaciones próximas.

Sin embargo, el experto de la OMS advirtió de que, si la transmisión del virus de humanos a cerdos ha ocurrido una vez, esto podría repetirse en cualquier lugar.

Preguntado sobre la posibilidad de que el virus de la gripe porcina, que la OMS ha bautizado como gripe A, pueda combinarse genéticamente con el de otros animales, como las aves, el experto reconoció que esa posibilidad preocupa al organismo sanitario mundial.

"Por esta razón hay que observar la situación de los animales y asegurarse de que la enfermedad no entra ni sale (de una granja)", puesto que esto causaría su propagación geográfica, explicó.