La Policía descubre una bomba de "gran tamaño" en la frontera norirlandesa

  • Dublín, 15 may (EFE).- Una bomba de "gran tamaño", cargada con casi 50 kilos de explosivos, fue desactivada hoy en un descampado del sur del condado norirlandés de Fermanagh, próximo a la frontera con la República de Irlanda, informaron fuentes oficiales.

La Policía descubre una bomba de "gran tamaño" en la frontera norirlandesa

La Policía descubre una bomba de "gran tamaño" en la frontera norirlandesa

Dublín, 15 may (EFE).- Una bomba de "gran tamaño", cargada con casi 50 kilos de explosivos, fue desactivada hoy en un descampado del sur del condado norirlandés de Fermanagh, próximo a la frontera con la República de Irlanda, informaron fuentes oficiales.

El artefacto explosivo se encontraba camuflado dentro de un barril de cerveza y fue descubierto por un hombre que trabajaba en el campo, indicó un portavoz de la Policía norirlandesa (PSNI).

Esta misma zona fue objeto hace una semanas de una operación de rastreo por parte las fuerzas del orden, después de que supuestos terroristas avisasen de que habían dejado una bomba en un punto del trayecto de 16 kilómetros que une las localidades de Rosslea y Donagh.

En junio del año pasado y cerca de este lugar fue colocada debajo de un puente otra bomba, que no llegó a estallar cuando dos agentes de la PSNI circulaban por él.

Según fuentes policiales, varias familias fueron evacuadas hoy tras llegar los artificieros del Ejército británico, que recuperaron "diversas partes de un artefacto explosivo de considerable tamaño".

El superintendente de la PSNI en el condado de Fermanagh, Alywin Barton, aseguró hoy que el impacto del terrorismo en las "vidas y trabajos" de las comunidades de esta zona "está siendo enorme, sobre todo en estos tiempos de crisis".

Barton ha acusado directamente a los grupos disidentes del Ejército Republicano Irlandés (IRA) opuestos al proceso de paz de poner en su punto de mira a la población civil de Irlanda del Norte.

Según el superintendente, las aéreas limítrofes con la República de Irlanda son las más amenazadas por los disidentes, como lo demuestra el número de agentes del orden que en los últimos meses han sido objetivo de los terroristas.

El IRA Auténtico y el de Continuidad, escisiones del ya inactivo Ejército Republicano Irlandés (IRA), asesinaron el pasado mes de marzo a dos soldados británicos en la base militar de Massereene al norte de Belfast y a un policía en el condado fronterizo de Armagh, respectivamente.

No obstante, el reciente rebrote de la violencia ha provocado la repulsa en las calles de la mayoría de los norirlandeses y ha unido en su condena a todos los partidos de la provincia, incluido el Sinn Fein, brazo político del IRA, que llegó a tildar a los disidentes de "traidores" a la causa republicana.