"Los bancos deben servir a los clientes para superar la crisis", según el presidente del IMCA

  • Santiago de Chile, 30 abr (EFE).- El presidente del Instituto Mundial de Cajas de Ahorros (IMCA), el español José Antonio Olavarrieta, afirmó hoy que las instituciones financieras deben volver a ajustarse a las necesidades de sus clientes para reestructurar el sistema económico mundial y superar la crisis.

"Los bancos deben servir a los clientes para superar la crisis", según el presidente del IMCA

"Los bancos deben servir a los clientes para superar la crisis", según el presidente del IMCA

Santiago de Chile, 30 abr (EFE).- El presidente del Instituto Mundial de Cajas de Ahorros (IMCA), el español José Antonio Olavarrieta, afirmó hoy que las instituciones financieras deben volver a ajustarse a las necesidades de sus clientes para reestructurar el sistema económico mundial y superar la crisis.

"Los bancos tenemos que tomar conciencia otra vez de nuestro rol de intermediación entre los depósitos, facilitar créditos y desarrollar las iniciativas de nuestros clientes, que es como contribuimos al desarrollo de nuestra sociedad", dijo a Efe Olavarrieta.

El español inauguró hoy en la capital chilena el XXII Congreso Mundial de Cajas de Ahorros, que por primera vez se celebra en este país, y que hasta mañana reunirá a más de 300 ejecutivos de bancos y cajas de ahorros de 92 países.

Según Olavarrieta, quien a su vez es el director de la Confederación Española de Cajas de Ahorros (CECA), los bancos deben volver a sus objetivos fundacionales después de unos años en los que se han centrado en ofrecer "productos sofisticados" que no se ceñían a las necesidades de los clientes.

"Lo que ha fracasado ha sido perdernos en una serie de productos de una zoología muy sofisticada -permutas financieras, fondos de alto riesgo- pero que tenían poco que ver con las necesidades reales que tiene la clientela", indicó.

A su juicio, las finanzas entraron en un "mundo un tanto irreal dominado por los mercados financieros" que, ante la embestida de la crisis económica, terminó con la banca tradicional y con esos nuevos servicios más específicos.

Ante este panorama, Olavarrieta destacó el papel de las cajas de ahorros y los bancos minoristas, instituciones con una vertiente social orientada hacia la inclusión financiera, término utilizado para referirse a la provisión de servicios y productos financieros asequibles a la mayor parte de la población.

"En la medida en que demos acceso a los servicios financieros en las zonas más remotas del país y ayudemos a todas las pymes (...) no sólo facilitando financiación sino también la posibilidad de acceder a todos los mercados, estaremos luchando contra la exclusión financiera y social", dijo.

La inclusión financiera adquiere una relevancia especial en los países de América Latina y el Caribe, que han experimentado un crecimiento económico sostenido durante los últimos años.

A su juicio, los bancos minoristas deben contribuir, como sucedió en Europa, a que los gobiernos abran sus economías y que las cajas de ahorros se conviertan en "bancos universales".

En América Latina las cajas de ahorros han contribuido al desarrollo de zonas rurales y hasta entonces marginadas del sistema financiero.

Así lo aseguró a Efe Samy Wilfredo Calle, gerente de la Caja Municipal de Sullana, una provincia situada en el noroeste de Perú, donde ya cuentan con más de 140.000 clientes, muchos de ellos procedentes de zonas humildes.

"Hemos entrado en sectores donde antes nadie se había atrevido a hacerlo, como en la agricultura. Ofrecemos créditos en zonas rurales y han resultado ser de nuestros mejores clientes", apuntó.

El congreso contará con la participación de conferenciantes de instituciones pertenecientes al IMCA de América, Europa, África y Asia, además de organizaciones externas como el Banco Mundial, la Universidad de Harvard, la Asociación Internacional de Inversores de Economía Social, la Fundación Gates o el Banco Interamericano de Desarrollo.