Natra separará la actividad del cacao y chocolote de las inversiones en otros sectores

MADRID, 28 (EUROPA PRESS)

La junta general de accionistas de Natra aprobará previsiblemente la reestructuración del grupo por líneas de negocio, con la separación de la actividad relacionada con el cacao y el chocolate de las inversiones en otros sectores, según consta en el orden del día remitido a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV).

La junta, que se celebrará el próximo 30 de junio, abordará además el informe sobre la situación del proyecto de integración de la división de cacao y chocolate de Natra con la división de consumo de la compañía suiza Barry Callebaut.

Natra ha obtenido compromisos de diversas entidades financieras para prestar la financiación necesaria "en el nuevo contexto de negocio" que surgirá tras la integración, según consta en el informe de auditoría de sus cuentas realizado por Deloitte.

Para reforzar su estructura financiera, el consejo de administración ha aprobado además ampliar el capital social de la compañía en la cuantía necesaria para que el desembolso que proceda alcance una cifra aproximada de 40 millones de euros.

Esta operación está condicionada a que se asegure la total suscripción de las acciones que se emitan, según se detalla en la memoria anual del ejercicio 2008, que recoge Europa Press.

La obtención de financiación a largo plazo es una de las condiciones fijadas para cerrar la operación con Barry Callebaut, junto con un resultado satisfactorio del proceso de 'due diligence'.

La transacción, que se prevé ejecutar el próximo verano, también está sujeta, entre otras condiciones, a la concesión a la firma suiza, por parte de la CNMV, de la exención de la obligatoriedad de lanzar una oferta pública de adquisición de acciones (OPA) de Natra.

Según el acuerdo de intenciones, Barry Callebaut aportará al grupo español una serie de activos --entre ellos cuatro plantas ubicadas en Alemania (2), Suiza y Bélgica--, a cambio de una emisión de acciones de Natra.

Inicialmente se ha estimado que los actuales accionistas de Natra controlarían entre un 50% y un 70% de la compañía resultante, mientras que la firma suiza tendría entre un 30% y un 49,9% del capital.

Natra considera que la fusión dará como resultado al "líder absoluto" del mercado del chocolate en marca de distribuidor de Europa, con un tamaño que duplicará a sus otros dos competidores (la alemana Krüger y la francesa Cantalou).