Nóbel Wole Soyinka señala que África ha pasado del colonialismo a la dictadura

  • Granada, 12 may (EFE).- Wole Soyinka, el primer escritor africano que ganó el Premio Nobel de Literatura, ha censurado hoy que África "ha pasado del colonialismo a la dictadura" y ha instado a los escritores a "movilizar a las masas" y recordar así a los políticos que "no eludan su responsabilidad".

Nóbel Wole Soyinka señala que África ha pasado del colonialismo a la dictadura

Nóbel Wole Soyinka señala que África ha pasado del colonialismo a la dictadura

Granada, 12 may (EFE).- Wole Soyinka, el primer escritor africano que ganó el Premio Nobel de Literatura, ha censurado hoy que África "ha pasado del colonialismo a la dictadura" y ha instado a los escritores a "movilizar a las masas" y recordar así a los políticos que "no eludan su responsabilidad".

En declaraciones a los periodistas en el marco del Festival Internacional de Poesía Ciudad de Granada (FIP), Soyinka ha indicado que en el continente africano, tras el colonialismo, su población ha tenido que "volver a luchar contra personas que son déspotas, pero que han nacido en África, por lo que no es una tiranía impuesta desde fuera".

En cuanto al fenómeno de la emigración africana hacia la Unión Europea, Soyinka ha señalado que se trata de un "problema económico y humanitario" hacia el que "no tiene sentido" reaccionar "emocionalmente" porque es, a su juicio, "una consecuencia de la globalización".

Este asunto "necesita de decisiones bilaterales", según ha recalcado, ya que "nada puede cambiar tratándolo sólo desde una dirección", a lo que ha añadido que este movimiento podría verse "bastante aliviado" si los países de donde proceden los inmigrantes hicieran el tipo de inversiones que "realmente" fomentan el trabajo y la creación de empleo.

De la actual crisis económica el escritor nigeriano extrae como conclusión que la globalización es un sistema "frágil" ya que "cualquier evento" puede tener consecuencias para muchos países, y ha puesto como ejemplo a los países africanos, que están sufriendo las consecuencias de las políticas económicas emprendidas "por los países que han potenciado esta globalización".

La solidaridad que Soyinka mostró con el escritor británico nacido en Bombay (India) Salman Rushdie, autor de la novela "Versos satánicos" (1988), así como su crítica al ayatolá Jomeini le acarrearon la amenaza de muerte en su país, que abandonó en 1994 para poner rumbo a París.

"Ahora hay un dictador que quiere tener entre sus méritos disparar a un Premio Nobel de Literatura, pero no le voy a dar ese placer", ha ironizado Soyinka, que ha explicado no obstante que aún sigue impartiendo clases en una universidad nigeriana.

Preguntado acerca del problema del sida y las declaraciones de Benedicto XVI en África sobre el uso del preservativo, el escritor ha bromeado al responder que "en todos los lugares hay líderes que son ridículos y que aportan gracia a todos los asuntos que hay tan serios".

Soyinka, que en los años sesenta fue encarcelado dos veces (1965 y 1967-1969) en su país por defender sus ideas y denunciar en algunas de sus obras los regímenes autoritarios de África, ha afirmado que su estancia en prisión sólo consiguió "reforzar" sus convicciones: "No me cambió tanto", ha insistido.

De su estancia en la cárcel son algunas de sus mejores obras, como "Poemas desde la prisión" (1969), que le valieron la concesión del Premio Nobel en 1986.

Este hecho, ha asegurado, fue una "lanzadera" para su trabajo y supuso "un refuerzo" de su compromiso social, ya que, según el poeta, "hay muchos campos en los que batallar".

Su obra, que empezó escribiendo en lengua yoruba hasta decantarse por el inglés, está inspirada en las tradiciones tribales y fusiona el mundo mítico africano con la cultura occidental, especialmente europea.