Un estudio de especialistas del H. Lluís Alcanyís demuestra que las embarazas necesitan aportes extra de yodo

VALENCIA, 06 (EUROPA PRESS)

Un estudio de especialistas del Hospital Lluís Alcanyís de Xàtiva (Valencia) demuestra que la ingesta de yodo de las gestantes es baja a pesar de las recomendaciones vigentes. El trabajo de un grupo de pediatras, matronas, endocrinos y obstetras del centro, publicado en la revista científica nacional de Endocrinología y Nutrición, señala que las embarazadas y las madres lactantes deben potenciar el uso de la sal yodada y la toma de suplementos con yoduro potásico para suplir la carencia de este oligoelemento esencial.

Según informó la Generalitat en un comunicado, el doctor Fernado Calvo, jefe del servicio de Pediatría del Lluís Alcanyís de Xàtiva, explicó que, a raíz de este trabajo, que comenzó en 2006, "se han estudiado a 232 mujeres en el primer trimestre de embarazo pertenecientes a nuestro departamento de salud, de las que el 66% tenían yodurias por debajo de la recomendada".

Calvo incidió en que en su área de estudio han detectado que con la alimentación --como el pescado el marisco y algunos vegetales (como las espinacas)-- y la sal yodada "no es suficiente" por lo que es necesario recurrir a suplementos farmacológicos de yodo como algunos polivitamínicos o yoduro potásico.

La presencia de yodo es esencial para asegurar el buen funcionamiento del tiroides y la producción de las hormonas tiroideas que regulan numerosas funciones en el organismo, entre las que se encuentran el desarrollo de los tejidos y el crecimiento, la maduración del sistema nervioso o el mantenimiento de la temperatura corporal.

Por ello, el pediatra subraya que "la deficiencia de este mineral en el feto debido a un inadecuado estado nutricional de la madre, se asocia con una mayor incidencia de anomalías congénitas, mortalidad perinatal e infantil, y defectos del desarrollo psicomotor".

En el caso de la mujer embarazada, una ingestión de yodo muy baja en la dieta puede causar bocio, enfermedad en la que tiene lugar un crecimiento de la glándula tiroides, o hipotiroidismo, que presenta entre sus síntomas aumento de peso y cansancio. Los especialistas del departamento Xàtiva-Ontinyent realizan los pertinentes controles a las gestantes y suplen la carencia de todo de las futuras mamás con aportes extra de este mineral.