Un niño con parálisis espástica mejora con sangre de su cordón umbilical

Etiquetas

MADRID, 23 (EUROPA PRESS)

Un niño alemán afectado de una parálisis cerebral espástica despierta del coma tras haber sido tratado con células madre de la sangre de su propio cordón umbilical, después de permanecer en cola durante ocho semanas debido a un fallo cardiaco, según informó Secuvita en un comunicado.

El médico responsable de este tratamiento, director de la Maternidad de la Clínica Universitaria de Bochum y miembro de la Comisión Ética de Vita 34, el banco de congelación de Secuvita en Alemania, el profesor Arne Jensen, aseguró que el niño "se puede sentar de nuevo, sonríe y no sufre espasmos ni en los brazos ni en las piernas", aunque matizó que "es muy pronto para evaluar la posibilidad de éxito a largo plazo".

Por su parte, el director de Vita 34, el doctor Eberhard Lampeter, explicó que "precisamente en casos de daños cerebrales es muy importante la rapidez de la actuación. Hoy en día sabemos que las perspectivas de éxito son mayores en función de la rapidez con la que se efectúe la transfusión de sangre del cordón umbilical", dijo.

Por este motivo, Lampeter hizo un llamamiento a los padres afectados y a los médicos responsables de los tratamientos, para que, en caso de enfermedad, se dirijan sin esperar demasiado al banco en el que conserva la sangre del cordón umbilical.

El director médico de Secuvita y Director del Departamento de Oncohematología y Trasplante Hematopoyético del Centro Integral Oncológico Clara Campal, Jaime pérez de Oteyza, aseguró que, "el grupo del doctor Jensen posee una larga trayectoria investigadora en el campo de las células madre del cordón umbilical y sus aplicaciones en patología del sistema nervioso".

"En modelos experimentales previos, estos autores habían demostrado que las células madre del cordón umbilical pueden producir factores neuroprotectores y que, tras ser implantadas en animales de experimentación, eran capaces de aliviar el daño cerebral perinatal" y añadió que "ahora el mismo grupo ha dado un paso más en su investigación y ha llevado a cabo un trasplante de células madre del propio cordón umbilical en un niño con parálisis cerebral".