Una falsa amenaza de bomba obliga a evacuar el tribunal electoral de Paraguay

  • Asunción, 6 may (EFE).- La sede del Tribunal Superior de Justicia Electoral (TSJE) en la capital paraguaya tuvo que ser evacuada hoy por una amenaza de bomba que resultó ser falsa, como otras registradas este martes y atribuidas por el Gobierno a "una guerra sucia".

Una falsa amenaza de bomba obliga a evacuar el tribunal electoral de Paraguay

Una falsa amenaza de bomba obliga a evacuar el tribunal electoral de Paraguay

Asunción, 6 may (EFE).- La sede del Tribunal Superior de Justicia Electoral (TSJE) en la capital paraguaya tuvo que ser evacuada hoy por una amenaza de bomba que resultó ser falsa, como otras registradas este martes y atribuidas por el Gobierno a "una guerra sucia".

La jefa de informática del TSJE, Delia Mora, recibió un mensaje de texto en su teléfono móvil que alertaba de la existencia de una bomba en el edificio, pero no fue hallada, dijeron fuentes policiales.

El martes la policía desactivó un supuesto artefacto explosivo encontrado en un centro comercial de Asunción, pero hoy se supo que estaba compuesto solo de baterías de poco voltaje.

"Se descarta que el elemento encontrado se trate de un artefacto explosivo", dijo en una rueda de prensa el comandante de la Policía, Viviano Machado.

El hallazgo del artefacto se produjo en momentos que al menos dos instituciones públicas de Asunción habían reportado amenazas de bomba, que después fueron declaradas falsas por las autoridades.

Hace siete días un artefacto dejado en una bolsa en uno de los baños del subsuelo del edificio del Poder Judicial estalló en los jardines del edificio, donde fue depositado por un agente tras ser advertido del hallazgo por una limpiadora.

El Ejército del Pueblo Paraguayo (EPP) se atribuyó el hecho en un panfleto dejado en una cabina telefónica situada cerca del edificio de tribunales, pero las autoridades dudan de la veracidad de esa reivindicación.

Sin embargo, este martes el jefe de Estado paraguayo, Fernando Lugo, denunció la existencia de una "guerra sucia, sicológica", mientras que el ministro de Interior, Rafael Filizzola, opinó que "hay grupos que desean crear confusión, (para), que el proceso democrático no siga su curso normal".