UNESPA prevé que la caída en el sector automovilístico se acentuará hasta julio

  • Madrid, 5 may (EFE).- La presidenta de la patronal de las aseguradoras (UNESPA), Pilar González de Frutos, aseguró hoy que la caída en el sector automovilístico -que en el primer trimestre de año ha sido del 7,3 por ciento- se acentuará "al menos" hasta el próximo mes de julio.

UNESPA prevé que la caída en el sector automovilístico se acentuará hasta julio

UNESPA prevé que la caída en el sector automovilístico se acentuará hasta julio

Madrid, 5 may (EFE).- La presidenta de la patronal de las aseguradoras (UNESPA), Pilar González de Frutos, aseguró hoy que la caída en el sector automovilístico -que en el primer trimestre de año ha sido del 7,3 por ciento- se acentuará "al menos" hasta el próximo mes de julio.

"El parque automovilístico español se ha visto reducido en más de 650.000 vehículos, y la economía de las familias hace que la capacidad y el ahorro sean escasas", argumentó.

González de Frutos abrió hoy el XX Congreso de la Asociación Española de Gerencia de Riesgos y Seguros (AGERS), que este año lleva por lema "Soluciones y aportación de valor de la Gerencia de Riesgos y Seguros ante la crisis".

A pesar de que ese dato negativo de la rama del automóvil supone la mayor caída en diez años, la presidenta de la patronal UNESPA afirmó que lo importante es que el sector sigue creciendo -los ingresos por primas registraron en el primer trimestre de 2009 una subida del 1,2 por ciento-.

"Se puede contar con el seguro, porque es un sector fuerte y solvente, que tiene capacidad para transmitir solidez y garantía a todas las actividades económicas", añadió.

El presidente del Círculo de Empresarios, Claudio Boada, pronunció la conferencia inaugural sobre los riesgos que entraña la situación económica para las compañías españolas, en la que subrayó que uno de los mayores problemas actuales es el "deterioro de la competitividad".

Boada tildó las medidas anticrisis del Gobierno de "cortoplacistas y pasivas" porque "aportan dinero pero no generan empleo", y criticó la rigidez del mercado laboral español.

El directivo presentó una batería de propuestas estructurales, entre las que destacó una reforma de la educación que ponga la universidad "al servicio de la sociedad", el fomento del arbitraje para resolver los conflictos y descargar así los juzgados y un cambio del sistema de pensiones.

En cuanto al mercado laboral, Boada abogó por que se fomenten la contratación a tiempo parcial y la movilidad geográfica, sugirió que se "acerquen" los costes del despido a la media de los países europeos y exgió una "flexibilización" del sistema de negociación colectiva.