Vichy Catalán, Basi y Esade, premios Ferrer Salat de la patronal Fomento del Trabajo

Rosell (Foment) asegura que las empresas serán la salida a la crisis

BARCELONA, 14 (EUROPA PRESS)

La patronal catalana Fomento del Trabajo entregó hoy los premios Carles Ferrer Salat 2009, que reconocieron a empresas como Grupo Vichy Catalán, Basi y Esade, así como las medallas de honor de la entidad, que recayeron en el Gremio de Fabricantes de Sabadell y la Cámara de Comercio e Industria Francesa en Barcelona, entre otros.

El reconocimiento al empresario de futuro recayó en Guillem Bosch Gomà, de Vista Óptica, mientras que Esade fue distinguida en la categoría de Formación, y Grupo Vichy Catalán resultó premiada por su internacionalización. La catalana Basi recibió el premio a la Trayectoria Empresarial.

Las Medallas de Honor que anualmente otorga la patronal en reconocimiento a ejemplos empresariales y profesionales por su aportación a la competitividad del tejido empresarial catalán reconocieron la tarea del Gremio de Fabricantes de Sabadell, la Cámara de Comercio de Industria Francesa en Barcelona y el diputado de CiU Josep Sánchez-Llibre.

El presidente de Fomento, Joan Rosell, celebró que haya "tantas empresas merecedoras de reconocimiento", y recordó que serán ellas las que "tirarán del carro" para salir de esta crisis. "La salida no vendrá de las Administraciones Públicas", aseveró, por lo que exigió que "no pongan travas a la posible recuperación".

Rosell arremetió contra el sector público, instando a que haga "reestructuraciones" para mejorar su gestión, tal y como ya está haciendo el sector privado. Aseguró que no es aceptable que no asuma sus responsabilidades a la hora de pagar "en plazos aceptables", o bien cuando comete errores que a las empresas les costarían "multas, recargos y lo que haga falta".

Insistió en que la crisis requiere de gobernantes que "quieran quemarse en el intento y no piensen en ganar las próximas elecciones". Por ello, apostó por que tanto quienes gobiernan como la oposición se centren en dar "un paso por el futuro del país".

Al acto de entrega de premios asistieron el presidente de la CEOE, Gerardo Díaz-Ferrán, así como también el presidente de la Cámara de Barcelona, Miquel Valls, el secretario general de CC.OO. de Catalunya, Joan Carles Gallego, y el presidente de la patronal andaluza CEA, entre otras personalidades.