Zapatero asegura al COI que Madrid 2016 no dependerá del contexto económico

  • Madrid, 5 may (EFE).- El presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, ha defendido hoy la candidatura de Madrid a los Juegos de 2016 como un proyecto "de todos los españoles", avalado por unas infraestructuras "muy avanzadas" y que no estarán sometidas, ha garantizado, a las circunstancias económicas.

Madrid, 5 may (EFE).- El presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, ha defendido hoy la candidatura de Madrid a los Juegos de 2016 como un proyecto "de todos los españoles", avalado por unas infraestructuras "muy avanzadas" y que no estarán sometidas, ha garantizado, a las circunstancias económicas.

Zapatero ha manifestado que tiene "una razonable esperanza" sobre las posibilidades de Madrid, tras comparecer ante los trece miembros de la comisión del Comité Olímpico Internacional (COI) que esta semana evaluará la candidatura española a los Juegos de 2016.

Ha sido la primera persona que ha intervenido ante la comisión y después, en una breve declaración ante los periodistas, ha expuesto las tres ideas básicas en las que ha basado su defensa de Madrid: unidad, infraestructuras avanzadas y sólidas y el "momento dorado" que atraviesa el deporte español, "factor fundamental de los éxitos de la España contemporánea".

"Madrid merece tener los Juegos en 2016" y los españoles "vamos a saber jugar, vamos a saber competir y, sin duda, sabremos ganar y demostrar al mundo en 2016 cómo se pueden hacer las cosas bien", ha subrayado.

Según ha apuntado, Madrid cuenta con el respaldo de todos los gobiernos, empezando por el Gobierno de España, y es "una candidatura de unidad, de trabajo común" entre el Ayuntamiento, la Comunidad y el Ejecutivo central.

Es, ha añadido, una candidatura avalada por el éxito de los Juegos de Barcelona'92, cuando "España demostró como país que sabemos hacer las cosas y que Madrid'16 será una nueva edición brillante".

Su segundo argumento ante el comité de evaluación del COI ha sido que la capital cuenta ya con el 77 por ciento de las infraestructuras deportivas necesarias, por lo que la candidatura "no estará sometida a ninguna circunstancia económica".

Es una candidatura, ha resumido, "que ha ganado tiempo, que va por delante, que tiene liderazgo, en una ciudad y en un país líder en infraestructuras de comunicación".

Ha recordado así a los evaluadores que el próximo año España será el país con más kilómetros de alta velocidad del mundo y con más kilómetros de autovía de Europa y ha elogiado la "magnífica" red de comunicaciones de Madrid, tanto de ferrocarril -Cercanías-, como de metro.

Y como tercer aval, ha subrayado el "momento dorado del deporte" que vive España, donde muchos deportistas "brillan como nunca en la historia" y se consiguen más triunfos que nunca.

"Empezando por el fútbol", ha bromeado Zapatero para hacer un guiño a su equipo, el Barcelona: "no voy a decir qué equipo es para mí el mejor, pero pueden imaginar qué tengo en la cabeza".

En su opinión, hay una "auténtica movilización de país en favor del deporte y del olimpismo" y ello es fruto de una España moderna, caracterizada por los valores del esfuerzo, la tolerancia, la igualdad y la competitividad.

Son éstos, a su juicio, los valores que dan "un carácter moderno a esta antigua nación que atesora en la cultura su gran recurso propio, su gran capacidad de presentación ante el mundo".

Con estos tres argumentos, Zapatero ha apuntado que tiene "una razonable esperanza" sobre las posibilidades "nuestra candidatura" y se ha mostrado convencido de que los ciudadanos demostrarán "cómo se puede servir a los valores del olimpismo, valores nobles, altos, por los que merece la pena trabajar, luchar y estar unidos, que es como estamos".