Condenan a cinco años a un hombre por maltrato a sus hijos y su mujer, a la que amenazó y quiso violar

MÁLAGA, 4 (EUROPA PRESS)

La Audiencia Provincial de Málaga ha condenado a un hombre a cinco años y siete meses de prisión y a 18 años de alejamiento por maltratar a sus dos hijos de 19 y 17 años de edad y a su mujer, a la que amenazó con matarla si lo abandonaba e intentó violar.

Los hechos sucedieron en mayo de 2008, cuando el hombre, con antecedentes por impago de prestaciones económicas familiares, se presentó en el bar donde trabajaban sus dos hijos y su mujer, a la que pidió dinero, según la sentencia a la que tuvo acceso Europa Press. Al negarse ella y decirle que lo abandonaría, le puso un cuchillo en el cuello y la amenazó con matarla.

En junio del mismo año, señala la resolución, el acusado fue al domicilio familiar y, "tras dar grandes voces para intimidar a la mujer", la obligó a mantener relaciones sexuales, aunque desistió cuando intervino uno de los hijos. Posteriormente, el procesado fue otra vez a la casa y le pidió dinero de nuevo, a lo que la mujer se volvió a negar.

En ese momento, sigue la sentencia, éste comenzó con actitud violenta a golpear los muebles, llegando a levantar el sofá y a tirarla al suelo, por lo que tuvo que ser auxiliada por sus hijos. Así, se declara probado que el hombre cogió un cuchillo de grandes dimensiones y en tono amenazante le dijo que le diera el dinero, "que no sé lo que voy a hacer".

Ante esto, los tres salieron huyendo de la casa, siendo perseguidos por el acusado, sin soltar el cuchillo. En un momento, dio alcance a los hijos, quienes "soportaron una nueva agresión, dando tiempo así a que su madre se refugiara en el juzgado de instrucción", precisa la sentencia de la Sección Octava.

La Sala le condena por un delito de maltrato habitual a nueve meses de cárcel; por otro de amenazas a seis meses de prisión; por dos de malos tratos en el ámbito familiar a 16 meses en total, y por otro de agresión sexual en grado de tentativa, por el que se le condena a tres años de cárcel.

La sentencia se dicta con la conformidad de la defensa con el cambio de calificación final del ministerio fiscal y tras reconocer el acusado ser autor de los hechos de los que se le acusaba. Además, se estima la concurrencia de la agravante de parentesco y la atenuante de toxicomanía.