La Audiencia condena a once años de cárcel al hombre que violó a una niña de 11 años y abusó de su hermana en Asturias

OVIEDO, 30 (EUROPA PRESS) La Sección Segunda de la Audiencia Provincial de Oviedo ha condenado a once años de prisión al hombre, Luis Adolfo G. Q., de 43 años y de nacionalidad ecuatoriana, acusado de mantener relaciones sexuales durante dos años con una niña de 11 años y de abusar de su hermana de 14, según el fallo judicial al que ha tenido acceso Europa Press. El magistrado de la sala, Antonio Lanzos, condenó al acusado a nueve años de prisión por un delito continuado de abusos sexuales y a la pena de dos años de cárcel por un delito de abusos sexuales. El procesado deberá indemnizar a la menor de 11 años con 60.000 euros y a su hermana con 3.000 euros por daños morales. Además de las penas de privación de libertad, el juez le impuso al acusado la prohibición de acercarse a una distancia inferior a 500 metros de las menores, a su domicilio, y a cualquier lugar frecuentado por ellas, así como de comunicarse con las mismas durante un periodo de diez años. Los hechos se desarrollaron, en el año 2004, cuando la menor y su hermana se trasladaron con su madre a vivir a Oviedo a la vivienda que ocupaba el acusado junto a la mujer de éste y sus cuatro hijos. El fallo señala que casi desde el comienzo de la convivencia y en el domicilio familiar el acusado abusó de la menor, entonces de 10 años de edad. Un año después las dos menores y su madre se trasladaron a vivir a otra zona de Oviedo donde el acusado comenzó a tener relaciones con la víctima de 10 años, aprovechando la ausencia de la madre cuando ésta estaba trabajando. Después de tener relaciones con la menor, "durante dos años", el procesado le suministraba una pastilla de 'Augmentine' "supuestamente para que no se quedara embarazada". Como consecuencia de las relaciones la víctima sufrió una enfermedad genital y en octubre de 2007 los psicólogos apreciaron en la niña "graves" alteraciones psicopatológicas compatibles causa-efecto con los hechos. Además, el procesado también abusó de la hermana de la menor, de 14 años, cuando vivía en el hogar del acusado. Posteriormente, también le propuso mantener relaciones a lo que ella se negó. La sentencia refleja que el acusado en las dos infracciones penales "se aprovechó de la especial relación de amistad y protección que había otorgado a la madre y a las niñas para ganarse su confianza".