ÚLTIMA HORA 13:28 El presidente de Italia encarga a Paolo Gentiloni la formación de gobierno

Tres años de prisión a un padre y un hijo por golpear con un palo y una barra de hierro a un conocido

SANTANDER, 6 (EUROPA PRESS)

La sección primera de la Audiencia Provincial de Cantabria ha condenado a tres años de prisión, a un padre y a su hijo, quienes golpearon con un palo y una barra de hierro a un conocido con que el mantenían malas relaciones, causando a la víctima numerosas lesiones, principalmente en la cabeza.

La sentencia de la Audiencia rebaja así en seis meses las penas a las que fueron sentenciados los acusados por el Juzgado de lo Penal número 1 de Santander que impuso a cada uno de ellos tres años y seis meses de prisión por un delito de lesiones.

Los hechos por los que fueron condenados los acusados, Juan Manuel L.A. y su hijo José Ramón, ocurrieron sobre las ocho de la tarde del 13 de agosto del año pasado, cuando, a causa de rencillas y de una enemistad personal con la víctima, agredieron a un conocido, de 57 años de edad, cuando éste se encontraba en una cabaña situada en el barrio de Tolendrosa, en la localidad de San Roque de Riomiera.

Según recoge la sentencia de instancia, cuyos hechos probados acepta el fallo de apelación, los acusados abordaron de forma sorpresiva a la víctima y le golpearon en la cabeza con una barra de hierro que portaba el hijo y con un palo que tenía el padre.

A consecuencia de los golpes, el agredido sufrió tres heridas en la cabeza por las que tuvo que recibir 19 grapas de sutura; otra herida incisa en el codo izquierdo; una fisura en la zona del tórax, así como múltiples hematomas en varias partes del cuerpo, lesiones de las que tardó en curar 90 días, 40 de los cuales estuvo incapacitado para sus ocupaciones habituales.

Como secuelas, le han quedado tres cicatrices en la cabeza y otra en el codo izquierdo, y presenta malestar general con ganas de vomitar, dolor de cabeza intenso, sudoración, y alteraciones del equilibrio.

Por estos hechos, los acusados fueron condenados a la pena, cada uno de ellos, de tres años y seis meses de prisión, y a indemnizar conjuntamente con 7.011,80 euros a la víctima, más los intereses correspondientes.

El condenado recurrió la sentencia y ahora la sección primera de la Audiencia Provincial ha estimado en parte el recurso, rebajando en seis meses la pena de prisión, al considerar que aunque los agresores emplearon un instrumento peligroso y dirigieron el ataque a la cabeza de la víctima, ninguno de los encausados tiene antecedentes penales y el resultado lesivo no revistió extrema gravedad.