Desarticulado un grupo que estafó más de 47.000 euros con el timo de los billetes tintados

  • Santiago de Compostela, 11 abr (EFE).- La Guardia Civil ha detenido, de forma escalonada en las últimas fechas, a 9 personas acusadas de la supuesta comisión de diferentes delitos entre los que se encuentran los de detención ilegal, estafa continuada, coacciones y asociación ilícita, informó hoy el instituto armado en un comunicado.

Desarticulado un grupo que estafó más de 47.000 euros con el timo de los billetes tintados

Desarticulado un grupo que estafó más de 47.000 euros con el timo de los billetes tintados

Santiago de Compostela, 11 abr (EFE).- La Guardia Civil ha detenido, de forma escalonada en las últimas fechas, a 9 personas acusadas de la supuesta comisión de diferentes delitos entre los que se encuentran los de detención ilegal, estafa continuada, coacciones y asociación ilícita, informó hoy el instituto armado en un comunicado.

Con estas detenciones, los agentes han logrado también desarticular un grupo "estable" y "jerarquizado", integrado por al menos cuatro personas de nacionalidad camerunesa y sobre la que pesan hasta la fecha tres denuncias por haber protagonizado otras tantas estafas por el método conocido como el "timo del negativo" o de los "billetes tintados".

La alarma sobre estos hechos llegaba el pasado día 21 de marzo, cuando un hombre de 30 años y nacionalidad camerunesa denunciaba en el puesto de la Guardia Civil de Cambre (A Coruña) que el día anterior, tras habérselo pedido una tercera persona, se había desplazado junto a un amigo hasta la localidad de Ordes a recoger un paquete.

Una vez en Ordes, el denunciante, al parecer, se había entrevistado con un grupo de personas a las que no conocía y que le preguntaron por el paradero precisamente de quien le había enviado allí y, al responderles que lo ignoraba, fue introducido contra su voluntad en el maletero de un turismo de color oscuro y trasladado hasta una casa que le parecía podía estar ubicada en uno de los municipios próximos a la ciudad de A Coruña donde, tras una primera tentativa de escapar del lugar, fue atado y amenazado de muerte.

Finalmente, y tras considerar sus captores que efectivamente desconocía donde se hallaba su compatriota, lo trasladaron hasta Santa Cristina-Oleiros, donde fue liberado, según la Guardia Civil.

La Guardia Civil de Cambre, tras recibir esta denuncia, comenzó sus investigaciones para esclarecer por completo los hechos y, tras sucesivas entrevistas con el denunciante y con quien lo había acompañado hasta Ordes, también camerunés, logró averiguar la identidad del propietario de la vivienda en la que había permanecido la víctima detenida ilegalmente.

Tras el reconocimiento por parte de la propia víctima, la Guardia Civil comenzó a practicar las correspondientes detenciones. En primer lugar, la de un hombre de 36 años de edad. A continuación la de una mujer de 35 y la de otro hombre de 51. Los dos primeros, acusados de haber trasladado a la fuerza desde Ordes a la víctima, y el tercero de haberla amenazado de muerte y de haberla conducido a Santa Cristina.

Pero las pesquisas de la Guardia Civil continuaron y de esta forma llegaron dos detenciones más: las del propietario del vehículo que trasladó contra su voluntad al denunciante y la una mujer que presuntamente también participó en el hecho.

A estas cinco personas se les ha imputado la supuesta comisión de un delito de detención ilegal.

A partir de este punto, fue cuando la Guardia Civil confirmó sus sospechas sobre el origen de estos hechos y completó el puzzle de la investigación.

En primer lugar, averiguando que los primeros detenidos, el varón de 36 años y la mujer de 35, habían sido estafados en una cuantía superior a los 35.000 euros con el conocido como el "timo del negativo" o de "los billetes tintados" por cuatro personas de nacionalidad camerunesa: el denunciante, su acompañante hasta Ordes, el compatriota por el que preguntaron en aquella localidad y otro varón más.

Más tarde, incautándose de unos tacos de papel tintados, supuestamente billetes por valor de 60.000 euros, en el domicilio del propietario del vehículo, y que eran los que los estafadores habían entregado a los dos primeros detenidos, y que el dueño del turismo había consentido se guardaran en su casa.

A continuación, esclareciendo otros dos timos por este mismo método y que también se habían denunciado ante la Guardia Civil de Cambre. Las víctimas, dos mujeres, y el importe, un total de 12.000 euros.

Finalmente, procediendo a la detención de los cuatro cameruneses participantes en los referidos timos. El último arresto llegó el pasado fin de semana, y fue precisamente la del hombre considerado responsable y coordinador de las actividades de este grupo, y que se trata de la persona por la que preguntaban en Ordes.

La acción policial tuvo la complejidad añadida de que dicha persona se encontraba en Francia, y que cualquier información sobre lo que aquí había ocurrido con sus supuestos cómplices abortaría su regreso a Galicia. Finalmente, el día 4 de abril fue detenido en el aeropuerto de Alvedro.