Detenidas tres personas por colocar dispositivos en cajeros para clonar tarjetas

CASTELLÓN, 6 (EUROPA PRESS)

La Guardia Civil detuvo ayer a dos hombres y a una mujer, todos ellos de nacionalidad rumana, como presuntos autores de los delitos de falsificación de moneda y fabricación y colocación de soportes o dispositivos para la falsificación de tarjetas de crédito, según informaron en un comunicado fuentes de la Benemérita.

Las detenciones de A.D., de 35 años; M.C.P., de 31 años; y la esposa de éste último, E.P., de 32 años, se produjeron en calle Cervantes de Castellón de la Plana en el marco de la operación 'Nudo', iniciada por el Equipo de Delitos contra el Patrimonio de la Unidad Orgánica de la Policía Judicial de la Guardia Civil de Castellón.

Las investigaciones llevadas a cabo por la Guardia Civil han podido determinar que los ahora detenidos pertenecen a una banda organizada supuestamente dedicada principalmente a la colocación de cámaras y lectores en sucursales bancarias para posteriormente falsificar tarjetas y extraer fraudulentamente dinero en efectivo.

A los detenidos se les implica en la colocación de estos dispositivos en las localidades de Castellón, Burriana, la Vall d'Uixó y Vinaròs, todos ellos en la provincia de Castellón, así como en los municipios valencianos de Sagunt y Burjasot.

Al mismo tiempo, por parte de dicha banda, se han producido fraudes consumados por valor de 4.000 euros y se han intentado otros por un valor aproximado de 100.000 euros.

La Guardia Civil recuperó tres de los dispositivos colocados y constató que, además de en la misma carcasa del cajero, también se están colocando en la publicidad que se encuentra inmediatamente encima las cámaras para captar el número secreto de la víctima.

La operación de la Guardia Civil continúa abierta para el total esclarecimiento de los hechos y el arresto del resto de los presuntos integrantes de la banda organizada a la que pertenecían los detenidos, según las mismas fuentes.