La Guardia Civil desarticula un grupo "estable" de supuestos estafadores y detiene a nueve personas vinculadas al caso

SANTIAGO DE COMPOSTELA, 11 (EUROPA PRESS)

Agentes de la Guardia Civil desarticuló un grupo estable y jerarquizado conformado por al menos cuatro personas procedentes de Camerún, a las que se ha acusado de tres supuestos delitos de estafa a través del 'timo del negativo' o de los 'billetes tintados', según informaron fuentes del Instituto Armado.

En suma, la Benemérita detuvo de forma escalonada en los últimos días a nueve personas acusadas de diversos delitos, entre los que figuraron el de detención ilegal, estafa continuada, coacciones y asociación ilícita.

Las primeras sospechas sobre los hechos se produjeron el pasado 21 de marzo, tras la denuncia realizada por un joven camerunés de 30 años en Cambre (A Coruña), que habría sido retenido en el maletero de un coche y trasladado a una casa en la que, al intentar escapar, fue amenazado de muerte.

La víctima aseguró que se había desplazado junto a un amigo a Ordes a recoger un paquete. En esa localidad coruñesa se entrevistó con un grupo de personas a las que afirmó no conocer y que le preguntaron por el paradero de quien le había enviado a esta villa. Al responder que ignoraba dónde se encontraba esa persona, el joven fue introducido contra su voluntad en el maletero del coche.

Sus captores liberaron al joven en Santa Cristina (Oleiros, A Coruña) al considerar que no sabía dónde estaba su compatriota. A raíz de esta denuncia, la Benemérita comenzó a investigar los hechos y averiguó la identidad del propietario de la vivienda donde permaneció detenida la víctima ilegalmente.

Posteriormente, agentes del Instituto Armado detuvieron a dos hombres de 36 y 51 años, así como a una mujer de 35. El primer hombre y la mujer fueron acusados de trasladar a la fuerza desde Ordes a la víctima y el de 51 años de haberla amenazado de muerte y de haberla conducido a Santa Cristina. A estos arrestos se sumaron los del propietario del vehículo en el que se realizó el traslado y el de una mujer más que participó en este hecho.

ESTAFA DE 35.000 EUROS

A raíz de estos cinco arrestos por un supuesto delito de detención ilegal, la Benemérita descubrió que los primeros detenidos, el hombre de 36 años y la mujer de 35 habían sido estafados y perdido 35.000 euros mediante el 'timo del negativo' o de los 'billetes tintados' por cuatro personas procedentes de Camerún, entre los que figuraba el denunciante del secuestro, su acompañante a Ordes, el compatriota que buscaban los supuestos captores y otro compatriota más.

La Guardia Civil se incautó de unos tacos de papel tintados que pretendían pasar por billetes cuyo valor ascendería a 60.000 euros en el domicilio de propietario del vehículo, que además vinculó con otros dos timos por el mismo método denunciados ante la Benemérita de Cambre por dos mujeres, que perdieron 12.000 euros en total.

Así, el Instituto Armado procedió a detener a los cuatro cameruneses a los que atribuyó la participación en los timos, y a la persona que buscaban los supuestos captores del primer denunciante, que se encontraba en Francia. Éste último fue detenido el día 4 en el aeropuerto de Alvedro procedente de París y que preveía partir nuevamente al día siguiente con destino a la capital gala.