El alcalde de Alfoz de Lloredo (Cantabria), "tranquilo" ante su imputación porque ha actuado conforme a informes técnicos

SANTANDER, 8 (EUROPA PRESS)

El alcalde de Alfoz de Lloredo, Enrique Bretones, se ha mostrado "tranquilo" ante la decisión del Juzgado de Instrucción número 4 de Torrelavega de imputarle a él y los cinco concejales del equipo de Gobierno municipal por un presunto delito de prevaricación relacionado con el supuesto bloqueo de la construcción de 80 viviendas en la 'Finca del Obispado', en Cóbreces.

"Estoy más tranquilo que un pachá", aseguró Bretones, en declaraciones a Europa Press. Tras precisar que no tiene ninguna notificación oficial y que se ha enterado por los medios de comunicación, el alcalde explicó que "siempre" ha actuado conforme a informes técnicos y "por el bien de los vecinos".

"Siempre he intentado dar lo mejor para mis pueblos y luchar porque haya viviendas sociales para que no se vayan los jóvenes del municipio", apostilló. "Lo único que he hecho es lo que me permite la ley", agregó.

Insistió así en que "jamás" ha "infringido" la ley, por lo que consideró que el asunto "no va a ir a ningún lado". "En estos casos, empiezas saliendo en la prensa y luego se diluye todo", indicó.

En este sentido, Bretones consideró "inaudito" enterarse de la notificación por los medios de comunicación antes que por la justicia, lo que crea una situación de "impotencia" y de "indefensión". "Somos políticos, pero somos personas humanas", recalcó, al tiempo que mostró su confianza plena en la justicia. "No me preocupa (el asunto). Es cuestión de tiempo", insistió.

A este respecto, el alcalde mencionó que en el año y medio que lleva al frente del Ayuntamiento "han salido cada dos por tres" noticias similares a ésta, pero han ido ganando las querellas interpuestas contra el equipo de Gobierno. "Y esta vez, no va ser distinto", advirtió.