El 'sheriff' de Coslada abandonará esta tarde la prisión de Alcalá Meco tras quedar en libertad provisional

El juez cree "adecuado" y "proporcionado" dejarlo libre a merced del estado de la instrucción

MADRID, 20 (EUROPA PRESS)

El juez de Instrucción número 21 de Madrid, Eduardo Cruz-Torres, acordó hoy dejar en libertad provisional bajo fianza de 9.000 euros al ex jefe policial Ginés Jiménez, el principal imputado en el caso de corrupción policial de Coslada, tras estimar el recurso de reforma interpuesto por su defensa contra la denegación de la última solicitud de libertad presentada.

Al conocer el auto, el abogado de Ginés, Óskar Zein, se apresuró esta mañana a trasladarse a una entidad bancaria para abonar la cuantía económica acordada para que su cliente eluda la prisión. Tras consignar el depósito en el Juzgado, el magistrado remitió la orden de libertad al Servicio de Cárceles de los Juzgados ordinarios de Plaza de Castilla, según informó el Tribunal Superior de Justicia de Madrid (TSJM).

Zein adelantó a Europa Press que Ginés abandonará esta tarde la prisión de Alcalá Meco, donde ingresó el 13 de mayo de 2008 por prevaricación, cohecho, tenencia y depósito de armas, amenazas, extorsión y blanqueo de capitales. El 'caso Coslada' se destapó el 8 de mayo de 2008 tras la detención de 26 agentes locales de Coslada, de los que once ingresaron en prisión.

Los policías a mando de Ginés se dedicaban supuestamente a extorsionar a comerciantes y prostitutas de este municipio madrileño. Las investigaciones de la Policía contra una red rumana de prostitución que operaba en Vicálvaro abrió el camino a los investigadores para destapar la trama corrupta que dirigía el ex jefe policial y su lugarteniente, Carlos Martínez Gil. Éste último era el supuesto cabecilla de los agentes que integraban el grupo denominado 'Bloque'.

En el auto de libertad, el juez deja sin efecto la medida privativa de libertad, teniendo en cuenta "el año de prisión preventiva, el estado de la instrucción de la causa, las diligencias practicadas y las que quedan por practicar, los delitos imputados y la pena que en su caso pudiera corresponderle".

Por todo ello, considera "adecuada y proporcionada a todas las circunstancias dejar sin efecto la medida cautelar acordada en mayo de 2008, procediéndose a la libertad provisional de Ginés Jiménez".

EL ÚLTIMO EN SALIR

El 'sheriff' de Coslada era el único que permanecía en la cárcel después de que el magistrado fuera dejando en libertad a los acusados desde finales de 2008. Hace unas semanas, el juez rechazó por cuarta vez dejarlo libre al estimar que existían suficientes indicios contra él por la comisión de delitos de amenazas, extorsión y blanqueo de capitales, entre otras infracciones penales. Zein decidió interponer un recurso de reforma contra esta decisión judicial.

En dicho auto, el juez esgrimió entonces que "las diligencias de instrucción practicadas no han variado las circunstancias que llevaron en su día a adoptar" su ingreso en prisión provisional, decretado el 13 de mayo del pasado año.

Por ello, concluía que "existen indicios suficientes de la posible comisión de delitos de amenazas, de extorsión y de blanqueo de capitales con independencia de lo que pueda resultar acreditado de la instrucción que todavía resta de practicar en el presente procedimiento".

CONSPIRACIÓN CONTRA GINÉS

Desde que estalló el caso, Ginés ha atribuido su imputación a "una maniobra" orquestada por "policías, empresarios y ciudadanos de Coslada" para desbancarle de su cargo. De hecho, llegó a querellarse contra varios mandos policiales por prevaricación.

Hace unas semanas, el magistrado inadmitió a trámite la denuncia presentada por Ginés en la que exponía que estos mandos pergeñaron "una conspiración" contra él para apartarlo de su puesto como jefe de la Policía local de Coslada.

La denuncia se dirigía contra el ex jefe superior de Policía de Madrid y actual director de Seguridad de la Comunidad de Madrid, Enrique Barón; el jefe de la Unidad de Drogas y Crimen Organizado (UDYCO) de Madrid, José Luis Conde; el inspector jefe de la UDYCO, Dámaso Rodríguez; y el máximo responsable de la Brigada Provincial de Policía Judicial, entre otros.