Garzón quedaría temporalmente apartado durante la tramitación de la recusación del PP

MADRID, 11 (EUROPA PRESS) El juez de la Audiencia Nacional Baltasar Garzón quedaría apartado temporalmente de la investigación derivada de la 'Operación Gürtel' durante la tramitación del incidente de recusación que, según anunció hoy el presidente del PP Mariano Rajoy, presentará esta formación tras conocer que en los días posteriores a las primeras detenciones participó en una cacería junto al ministro de Justicia, Mariano Fernández Bermejo, informaron fuentes jurídicas. En el caso de que se aceptara la personación del PP como acusación, -lo que todavía no se ha producido-, el titular del Juzgado Central de Instrucción número 5 de la Audiencia Nacional podría rechazarla de plano. A partir de ese momento, quedaría apartado de la instrucción, según especifica la Ley de Enjuiciamiento Criminal (LECRIM). No obstante, la recusación no detendría en ningún caso el curso de la instrucción dado que Garzón sería reemplazado por su sustituto natural, en este caso el titular del Juzgado Central de Instrucción número 1, Santiago Pedraz. En ese momento, Pedraz abriría una pieza separada sobre el tema que remitiría a la Sala de lo Penal, donde un magistrado designado en virtud de un turno establecido por orden de antigüedad instruiría el incidente de recusación. Tras practicarse las pruebas solicitadas por las partes, la Sala de lo Penal adoptaría una resolución al respecto -si Garzón debe ser o no apartado del caso- que plasmaría en un auto que sólo sería recurrible en casación ante el Tribunal Supremo. De todos modos, el primer requisito para iniciar el trámite de recusación es la aceptación del PP como parte en este asunto, lo que debe ser aceptado por el instructor, esto es, el magistrado Garzón. Si Garzón denegara la petición del PP, el partido podría recurrir ante la Sala de lo Penal de la Audiencia Nacional.