Ingresa en prisión el ex presidente de estatal YPFB por un caso de corrupción

  • La Paz, 13 feb (EFE).- Santos Ramírez, ex presidente de la petrolera estatal boliviana YPFB, ingresó hoy en el Penal de San Pedro, ubicado en el centro de La Paz, por su presunta relación con el caso de corrupción que afecta a esta empresa.

Ingresa en prisión el ex presidente de estatal YPFB por un caso de corrupción

Ingresa en prisión el ex presidente de estatal YPFB por un caso de corrupción

La Paz, 13 feb (EFE).- Santos Ramírez, ex presidente de la petrolera estatal boliviana YPFB, ingresó hoy en el Penal de San Pedro, ubicado en el centro de La Paz, por su presunta relación con el caso de corrupción que afecta a esta empresa.

La Corte Superior de Justicia de La Paz decretó ayer la prisión preventiva para Ramírez por riesgo de fuga y posible obstaculización de la investigación que se sigue sobre el escándalo de corrupción en Yacimientos Petroleros Fiscales Bolivianos (YPFB).

Tras pasar la noche en una celda judicial, el ex presidente de YPFB fue trasladado al Penal de San Pedro a primera hora de hoy, entre una fuerte presencia policial y mediática en las inmediaciones del centro penitenciario.

El caso de corrupción en YPFB estalló a finales de enero con el asesinato en La Paz del empresario boliviano Jorge O'Connor, representante de Catler Uniservice.

YPFB había adjudicado meses atrás a esta empresa el contrato para construir una planta de gas en el oriente del país por 86 millones de dólares.

En el momento del crimen, O'Connor llevaba consigo un maletín con 450.000 dólares en efectivo y se disponía a entrar a una vivienda de La Paz propiedad de la familia de Jovanna Navía, esposa de Santos Ramírez.

La sospecha de los investigadores del caso es que esos 450.000 dólares estarían destinados a pagar una comisión ilegal por la adjudicación a Catler Uniservice de la citada planta de gas.

Las investigaciones sobre el escándalo también pretenden esclarecer si hubo ilegalidades en la adjudicación del contrato de la planta de gas a Catler Uniservice.

El Ministerio Público imputa a Ramírez delitos como conducta antieconómica, uso indebido de influencias, contratos lesivos al Estado y cohecho pasivo, entre otros.

Antes de estallar el escándalo, Ramírez estaba considerado como uno de los hombres más cercanos a Evo Morales.

Fue fundador del oficialista Movimiento al Socialismo (MAS) y presidente del Senado en el primer año de gobierno del gobernante indígena.

Días después de salir a la luz el caso de corrupción, Morales destituyó a Santos Ramírez como presidente de YPFB y nombró en su lugar a Carlos Villegas, hasta entonces ministro de Planificación del Desarrollo y también ex titular de la cartera de Hidrocarburos.

El pasado sábado, en el acto de promulgación de la nueva Constitución boliviana, Morales, que ha hecho de la lucha contra la corrupción una de las "banderas" de su gestión, aseguró que para los corruptos no hay perdón.

"A ningún corrupto se perdona, sea masista o no masista. Corruptos a la cárcel, sean familiares o no familiares", fueron las palabras de Morales.